Revista del Mes SUSCRÍBETE
app store play zinio
Revsita del Mes
SÍGUENOS EN

CinePREMIERE

Por: Vera Anderson

04 / 10 / 2013
Ashton Kutcher biopic entrevistas drama

Ashton Kutcher habla de jOBS El hombre que revolucionó al mundo

El actor que interpreta a Steve Jobs en la biopic jOBS, nos habla de su experiencia en la película, su carrera y más.

Ashton Kutcher se volvió famoso como Kelso en That 70’s Show, luego por crear y producir su reality de bromas en MTV Punk’d, luego por casarse con Demi Moore, luego por ser seleccionado como una de las 100 personas más influyentes de la revista Time en el 2010 y luego por remplazar a Charlie Sheen en la problemática Two and Half Men.

Kutcher tiene talento y es carismático, pero nadie nunca lo ha llamado un gran actor. Hasta ahora. Aunque las críticas de jOBS El hombre que revolucionó al mundo han sido disparejas, él ha recibido buenos comentarios por su interpretación intuitiva de Steve Jobs. Esto es lo que tiene que decir al respecto del papel de su vida:

Ashton Kutcher: Una de las cosas más atemorizantes de este papel es que él sigue en el consciente colectivo y la gente que sentía mucha pasión hacia él mientras construía esta obra maestra, siguen teniendo esa misma pasión. Además yo tengo muchos colegas y amigos que lo conocían y que trabajaron con él, lo cual añadió aún más presión al tener que encontrar una interpretación correcta del personaje. Desde que leí el guión empecé a recolectar cada pedazo de video que pude, cada audio, todos los discursos, todo para intentar desenrollar el misterio que era él. Sobre todo para entender las decisiones que tomaba, más allá de los manierismos, porque para ser alguien tan inteligente, él seguido tomaba decisiones que parecían ilógicas y entender eso desde un punto de vista psicológico fue muy difícil. Al acercarme a los manierismos y características que desplegaba, encontré que había 2 Steve Jobs. Estaba el Steve Jobs que era un entretenedor brillante, el tipo que se paraba en el escenario y daba grandes discursos y luego estaba el Steve Jobs de los momentos pequeños cuando no se dio cuenta que estaba en cámara y en eso me quise enfocar para el papel.

¿Qué aprendiste de él que te sorprendiera?
Realmente quise hacerle honor a quien era y al buscar una propuesta honesta de quién era, creo que lo que más me impresionó fue su capacidad para enfocar. Creo que al igual que todos los grandes en el área que sea, como Michael Jordan, él tenía un nivel de capacidad para enfocar que no tiene precedentes en un humano promedio. Pero creo que lo que más me sorprendió, fue la visión que tenía de la educación y la experiencia. Me encontré un discurso que le dio a los graduados de una prepa en Nuevo Orleans cuando tenía como 25 años. Al parecer todos los que hablaron antes de él mencionaron la importancia de la educación a nivel universitario y Steve tuvo el valor de decir, “¿Saben qué? Alguna de la gente más brillante que conozco nunca fue a la universidad, pero todos tienen un conjunto muy diverso de experiencias”. Él animó a los estudiantes a irse a París, a escribir poesía beat, a intentar enamorarse de 2 personas a la vez, de probar LSD como Walt Disney cuando se le ocurrió Fantasia y yo me sorprendí mucho de que una persona tan comprometida a la organización meticulosa en los productos que construía tuviera esa dicotomía, que recomendara el ir tras experiencias sin disciplina que después podrías importar a tu disciplina.

¿Dónde tienes el corazón ahora? ¿Como emprendedor o como actor?
Mi oficio es mi pasión. Amo actuar. Y el tener la oportunidad de interpretar un papel así, volvió a encender en mí la pasión de volver a hacer cosas así. Siempre me han importado mucho mis papeles, pero cuando las cosas en realidad te importan y estás dispuesto a tener la dedicación para hacerle honor a ese papel, las cosas cambian. Y al mismo tiempo amo crear cosas, así que ya sea que esté construyendo un personaje o ayudando a alguien en algún negocio, ambas son creaciones y me encanta poder darle a la gente cosas que hagan su vida mejor y más disfrutable.

¿Aprendiste algo de Steve Jobs que intentes aplicar en tus propios negocios?
Sería difícil señalar un sola lección. La simplicidad es un aspecto que salió de sentir cariño por el consumidor y eso lo aprendí de estudiar a Steve Jobs. Aprendí que no se trataba únicamente de hacer algo útil, sino de hacerlo hermoso y simple. Son cosas como pintar la parte trasera de una reja, que no podía únicamente ser hermoso por fuera, sino por dentro. Que incluso las cosas que nadie verá tienen que ser hermosas por el simple hecho de que tú sabrás que son hermosas.

¿Te ves como un visionario?
Simplemente intento ser el tipo más tonto en la habitación. Si te dedicas a ser el más tonto en la habitación, te darás cuenta de que estás rodeado de gente muy inteligente y que tu visión no es tuya. Tu visión entonces se vuelve un colectivo de todas esas personas inteligentes y mejora tu habilidad para ejecutar las ideas que comparten entre todos. Al final de la película hay un discurso que habla sobre algo que Steve dijo a lo largo de toda su vida y es esta noción de que todo en el mundo fue creado por gente que no es más inteligente que tú y que tú puedes crear tus propias cosas que otra gente usará y así puedes construir el mundo a tu alrededor. Steve Jobs aprendió cómo construir un contador de frecuencias gracias a su vecino y yo aprendí a construir casas por mi papá y mi padrastro y creo que cuando tienes 7 u 8 años y aprendes a construir cosas por ti mismo, comienzas a ver el mundo y darte cuenta de que puedes construir lo que sea. Creo que ese es un valor fundamental en el mundo hoy en día.

¿Qué piensas de las cosas negativas que se han dicho al respecto de cómo trataba a la gente?
Era muy directo y brutalmente honesto con sus opiniones. Quienes podían manejar eso tenían éxito en ese ambiente porque él los hacía mejores. El 95 % de sus empleados tenían una buena opinión de él, pero cuando sentía que algo era una porquería, él lo decía sin tapujos. Pero lo mismo si creía que era genial. Sobre los reportes de que se aprovechó de alguien, la gente que cuenta esas historias convenientemente siempre deja fuera muchos hechos. Por ejemplo, está Daniel Kottke, quien ha sido el más ruidoso con sus quejas de que no recibió acciones, pero él en realidad dejó Apple cuando apenas tenían 6 empleados y se regresó a Columbia a estudiar música y sólo regresó a Apple cuando se estaba volviendo exitosa. Se fue cuando había mucho riesgo y regresó cuando ya estaba más segura la cosa, así que yo no sé si necesariamente se merecía parte de esas acciones. Pero sí hubo otra gente que estuvo ahí desde el principio y quienes tampoco recibieron acciones y ese es el lado despiadado de Steve. Al final, lo que importa es lo que creó. Los smartphones no son poca cosa de haber contribuido a la sociedad. Lo mismo con la computadora personal. Creo que es igual de influyente que el automóvil y a Henry Ford le dan todo el crédito de eso a pesar de que mucha otra gente estuvo involucrada. Creo que es el mismo caso de la computadora personal y del smartphone y de las cosas que salgan en el futuro, pero creo que la gente reconoce lo que él hizo y continuarán reconociéndoselo.

jOBS El hombre que revolucionó al mundo se estrena en México el 4 de octubre de 2013, ¿la verán?

Autor

Vera Anderson

Es escritora, fotógrafa, cineasta y vive en Hollywood con su esposo y su traviesa cachorrita Airedale. Promete estar más activa en Twitter y espera que el guión que escribió con su hermano se convierta en película.

Ver más artículos de Vera Anderson

COMENTARIOS

News

¿Ya atrapaste Pókemon?

¡Ahora atrapa las mejores trivias en nuestro newsletter!

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER

Tú quieres reír

CINE PREMIERE TIENE ESTAS RECOMENDACIONES PARA TI...

Más películas