Revista del Mes SUSCRÍBETE
app store play zinio
Revsita del Mes
SÍGUENOS EN

CinePREMIERE

Guzmán quiere desanestesiar el pasado

COLUMNA CinefiliadesdeChile

Por: Staff Cine PREMIERE

18 / 06 / 2009

Guzmán quiere desanestesiar el pasado

La que se trae Patricio Guzmán:

“El Ejército dice que no sabe dónde están”

En la reciente visita de Patricio Guzmán a Chile (vive en Francia hace más de 30 años) el documentalista habló de su nueva película filmada en Chile el año pasado y de la conversación que sostuvo para la misma con el general en retiro y ex comandante en jefe de las fuerzas armadas Juan Emilio Cheyre.

Orgulloso por el crecimiento que logró el Festival de Documentales de Santiago, del que fue director hasta hace unos años y en el que ahora oficial como presidente, el cineasta Patricio Guzmán (La Batalla de Chile) habló de su obra en curso, Nostalgia de la Luz.  “Es una reflexión sobre el pasado y toma como dispositivo la astronomía, porque que en el norte de Chile están los observatorios más grandes del mundo, pero ahí también hay gran actividad arqueológica”.

El desierto chileno es famoso por preservar restos humanos de antiguas culturas de la zona, pero también porque existe el rumor de que muchos detenidos desaparecidos de la dictadura de Pinochet perdieron la vida en la seca llanura a manos de las fuerzas militares y se encontrarían enterrados en la arena. “Los astrónomos observan en lo más profundo del universo los orígenes del cosmos para saber que va a pasar en el fututo y, al mismo tiempo, al lado de los telescopios, todavía hay mujeres que buscan a los desaparecidos de  Pinochet. También buscan en el pasado la reconstrucción de su vida, hacer el duelo y seguir adelante”, explica Guzmán.

Para el realizador, el desierto chileno se convierte en una especie de aleph, parafraseando a Borges, donde convergen varios puntos. “El pasado se mira en el cosmos y también en el desierto. Confluyen las astronomía, la arqueología, la geología, la historia y, por lo tanto, también los desaparecidos de la dictadura, los crímenes de Pinochet están ahí en la arena”.

Bajo este prisma, el documentalista contó que una de las cosas que más le llamó la atención dentro del marco de entrevistas para su próxima producción fue la respuesta del general en retiro y ex Comandante en Jefe del Ejército, J. Emilio Cheyre, quien no aparecerá en la película de dos horas propiamente tal, sino en uno de los 4 cortometrajes que acompañarán la obra.

“Cheyre humanamente se portó muy bien conmigo, me concedió la entrevista lo cual ya es una valentía de su parte. Entonces, yo le pregunté porqué el Ejército no les dice a esas mujeres dónde están los cuerpos, para que no sigan buscando y él me respondió que el Ejército no sabe dónde están, que no existe esa información. También le pregunté si estaba de acuerdo con el golpe de Estado, y me dijo ‘yo participé en el Golpe y no puedo estar en desacuerdo con lo que hice’; también le pregunté por Pinochet, que qué opinaba, y me dijo que no estaba en situación de responder esa pregunta, que es una pregunta que la Historia responderá o dios”.

Después de relatar lo que fue esa conversación, sin poner juicios de valor en el tono cómo la cuenta, Guzmán indica que se siente chileno, que a pesar de la distancia nunca ha dejado de serlo, que le entristeció que González perdiera en Roland-Garros, y que le alegra la posibilidad de que lleguemos al Mundial de Fútbol en Sudáfrica, le sorprende que el agua se vaya a privatizar y lamenta que la TV chilena siga censurando. También sufrió cuando leyó cómo mataron a Víctor Jara (recientemente habló un testigo) y lamentó que un colega documentalista haya estado presa durante 6 meses por registrar y trabajar con el pueblo mapuche. “Es el colmo que se aplique la ley antiterrorista a un cineasta”, dijo con énfasis, y por eso cree que “Chile sigue todavía entrampado en su pasado que no lo ha resuelto. En una amnesia que no se ha…, que el Gobierno se ha encargado de perpetuar. Es un país anestesiado por los medios de comunicación y nadie quiere hablar del pasado: ‘Yo no vi, yo no fui, yo no supe’, esa es la fórmula y creo que si no se resuelven y no se afrontan esos problemas como se ha hecho en Argentina, el país sigue con menos energía de la que debería tener”. Así, concluye su aporte: “El documental es un vehículo de la memoria”.

La película de Patricio Guzmán fue filmada entre octubre y noviembre de 2008 y se espera su estreno para el próximo año.

 

 

Staff Cine PREMIERE

Este texto fue ideado, creado y desarrollado al mismo tiempo por un equipo de expertos trabajando en armonía. Todos juntos. Una letra cada uno.

Ver más artículos de Staff Cine PREMIERE

COMENTARIOS

 

 

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER