Revista del Mes SUSCRÍBETE
app store play zinio
Revsita del Mes
SÍGUENOS EN

CinePREMIERE

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER

Los seres mitológicos del cine

Por: Clara Itzel Hernández Valladares

18 / 11 / 2011
5/10

Los seres mitológicos del cine

La Bestia de Gévaudan
Pacto de lobos (Le pacte des loups, Dir. Christophe Gans, 2001)

Especie: Desconocido

Origen: Francia

Algunas personas atribuyen los orígenes del hombre lobo a Lon Chaney Jr. y los monstruos clásicos de Universal, cuando en realidad las historias de estar criaturas se remontan a la antigua Grecia y con el tiempo se expandieron por toda Europa. Según las leyendas, existen numerosas razones por las que una persona puede convertirse en lobo –desde pactos con el demonio hasta dormir a la intemperie en una noche de luna llena–, pero muy pocas maneras de aniquilarlos. Los relatos más recientes aseguran que la única forma de matar a un licántropo es utilizando un arma de plata, sin embargo esta creencia se remonta a los sangrientos acontecimientos ocurridos en Gévaudan, Francia en el siglo XVIII, cuando una misteriosa criatura –muchos aseguran que era un hombre lobo– aniquiló a más de un centenar de personas en los alrededores de la provincia francesa. Se dice que para aniquilar a la bestia fue necesaria una bala de plata bendita, mientras que los estudiosos del tema se preguntan si el animal era una cruza extraña, un feroz animal al que le fue colocada una armadura o una gigantesca hiena que hoy está extinta en Europa.

Del mito al cine

Aunque se trata de una de las criaturas que más ha llamado la atención de historiadores y criptozoólogos, la Bestia de Gévaudan sólo ha llegado a la pantalla grande a través de Pacto de lobos. Al tratarse de una producción francesa, el filme es especialmente cuidadoso al momento de reflejar el pavor que se vivió en la villa francesa durante el siglo XVIII, mientras que las víctimas de la criatura son atacadas con una impresionante violencia. Sin embargo, su primer error radica en que de todos los animales que pudieron elegir para encarnar a la Bestia, la producción se decidió por un león, especie que no ha sido considerada de manera importante entre los estudiosos del caso. Asimismo, es una pena que el guión intentara resolver esta historia, pues uno de sus mayores encantos es el misterio que le ha rodeado por años.

COMENTARIOS

 

 

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER