Revista del Mes SUSCRÍBETE
app store play zinio
Revsita del Mes
SÍGUENOS EN

CinePREMIERE

Por: Mabel Salinas

03 / 06 / 2016
Cine mexicano entrevistas

Q&A Matias Meyer: director de Yo

El realizador mexicano habla sobre la película que estrena.

Ganadora como Mejor Largometraje en el 13 Festival Internacional de Cine de Morelia, Yo, de Matías Meyer, finalmente llega a las salas de cine. Se trata de la historia de un joven, inocente, vulnerable, pero a la vez poseedor de rasgos perturbadores, que vive sus días al margen de la sociedad en un restaurante carretero en el México de hoy. La cinta es una versión personal del cuento del escritor francés Jean-Marie Gustave Le Clézio, ganador del Premio Nobel de Literatura en 2008.

¿Cómo definirías a tu protagonista, que es un personaje con muchos matices?
El personaje de Yo ama mucho y busca ser amado, pero dentro de eso no maneja los mismos códigos sociales de la demás gente. Las cosas que para él pueden ser naturales para el mundo pueden ser muy extrañas. Pone a pensar al espectador para entender al personaje. Es un gigante con el corazón de un niño. Es un ser inocente con un impulso de violencia. Forma parte del mundo de las fábulas, de los cuentos de hadas, es una especie de Frankenstein, de monstruo bueno y juego con esos códigos. La niñita de pronto, cuando va al bosque, es como una Caperucita roja, mientras que el personaje de Yo también tiene una onda de ogro.  


Uno de tus sellos es trabajar con no actores profesionales. ¿Qué te impulsa a eso?
Se pasa la esencia de la biografía de las personas y se logra transmitir a la pantalla. Es una forma de tomar la vida real y que se plasme en el cine. En Los últimos cristeros, un actor, por más bueno que sea, no me va a dar el rostro de alguien que ha vivido en el campo, esa forma de caminar, el modo de trato con los animales y la naturaleza. En Yo no encontré a un gigante entre los actores mexicanos. Decidimos salir a la calle a buscar a una persona que tuviera esas características y Raúl (Silva Gómez) comparte un cuerpo con el personaje, pero también una biografía; es un ser que ha sido aislado, que ha sido víctima de bullying.

Eres un cineasta que suele filmar con un ritmo lento. ¿A qué se debe eso?
Es lento si lo comparas con el cine hollywoodense. En un plano de 5 segundos no hay múltiples ideas que puedas agregar y creo que si haces planos de 20, 30, 50 segundos… activas un poco la reflexión (en el espectador) y lo haces buscar más información; lo llevas a entender mejor y lo haces ponerse en contacto con su conciencia, a empezar a hacerse preguntas, a reflexionar… Construyo un espacio para un encuentro más íntimo con la conciencia de los espectadores.


¿Dónde entra Yo en comparación con el resto de tu filmografía?
Es un giro. Lleva un camino y es una vuelta hacia un cine más narrativo y con algo de suspenso, que creo que en mis otras películas no existía. Aquí hay un deseo de saber qué va a pasar en la historia. En las anteriores todo ocurre en la naturaleza y aquí gran parte de la película, el 70 u 80 por ciento, sucede en interiores. Creo que filmar en exterior es más fácil porque tienes profundidad de campo, la naturaleza es más bella y hay más cosas en qué fijarse, que de pronto toparse con una pared. Además, aquí también tengo personajes femeninos, en Los últimos cristeros son casi puros hombres y al final aparecen las mujeres. En Yo hay una exploración del deseo sexual. Se acerca un poco más a las pesadillas que a la luz. Habla de personajes con menos posibilidad de redención.  

¿Qué México querías retratar?
He viajado mucho por México, por las carreteras y siempre me llamaba la atención la atmósfera de las carreteras y de esos lugares en los que uno se detiene para tomar algo. Me preguntaba qué pasa con la gente que se queda ahí. El hecho de ir tan rápido por la autopista no te permite detenerte a ver las cosas. Quise retratar la vida de esas personas que viven aislados, pero están también entre el campo y la ciudad. No es que estén en uno ni en otro, porque no pertenecen a pueblos ni tampoco es el campo. Es el encuentro entre esos dos mundos. El México campesino violentado por el México moderno. Eso es nuestro país: un choque muy fuerte de tiempos.

Si te gustó esta nota, Cine PREMIERE te recomienda:
  • El Calambre (Dir. Matias Meyer, 2009)
  • Los últimos cristeros (Dir. Matias Meyer, 2011)
  • Wadley (Dir. Matias Meyer, 2008)
Autor

Mabel Salinas

Diariamente escribo de cine en Enlabutaca.com, portal que dirijo, y coedito noticias de entretenimiento en Terra. Soy cinéfila, seriéfila, melómana. En pocas palabras, me encanta el arte.

Ver más artículos de Mabel Salinas

COMENTARIOS

News

¿Ya atrapaste Pókemon?

¡Ahora atrapa las mejores trivias en nuestro newsletter!

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER

Tú quieres reír

CINE PREMIERE TIENE ESTAS RECOMENDACIONES PARA TI...

Más películas