Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #156 – Don Mowgli de la Mancha

Mowgli: Relatos de la selva y El hombre que mató a Don Quixote

December 2018

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

REVISTA Columnas

007 Quantum (2008)

Por:

19-12-2008

Es cierto. El opus de James Bond siempre ha estado más cercano al churro disfrutable que a la obra lograda. Y los fans tienen razón al acertar sobre el hecho de que es de los pocos personajes cinematográficos que han conseguido sostener una mitología consistente no sólo por años, sino ya por décadas. Por eso […]

Es cierto. El opus de James Bond siempre ha estado más cercano al churro disfrutable que a la obra lograda. Y los fans tienen razón al acertar sobre el hecho de que es de los pocos personajes cinematográficos que han conseguido sostener una mitología consistente no sólo por años, sino ya por décadas.

Por eso mismo irrita tanto el pretencioso churrazo, 007 Quantum of Solace del británico Marc Forster. Lejanos quedaron los días en que James Bond no sólo era un súper espía, sino también presumía de un agudo sentido del humor inglés y de ser un seductor de tiempo completo, encamándose a cuanta mujer hermosa se atravesase por su camino. Ahora es una suerte de subBourne no sólo en cuanto a sus muy personales motivaciones de furia vengativa por la muerte de su amada Vesper, sino también repleta de los manierismos de la serie protagonizada por Matt Damon. Cámara agitada hasta el vómito, frenético montaje ultrafragmentado ya no a ritmo de un plano por segundo sino un plano ¡cada .35 segundos!, acción entendida solamente mediante elipsis a todo momento confusa hasta lo ilegible cancelando toda posibilidad de emoción o vértigo o auténtico sentido del peligro.

El Bond de Forster está inscrito en “el cine con conciencia sociológica” (puagh) con esos villanitos dizque actuales y con maquiavélicas maquinaciones modernas y globalizadas (mega puagh). Fiel a su estilo Forster elige el camino de lo chabacano y la cursilería en esas escenas montadas en paralelismos que nada tienen que ver entre sí pero ah qué bonitas se ven. Lo peor de todo es esa “estructura chorizo” que vuelve insufrible todo el film. Una estructura chorizo que alterna secuencias de “acción” dizque vertiginosas e intensas con largos diálogos “profunditos” siempre explicativos. ¿Cómo disfrutar una película  así?

007 Quantum bajo sus aspiraciones de cine de acción con comentario social de nuestra época sólo esconde un aburrido y olvidable churrito, que ni por un momento logra ser verdaderamente disfrutable.

>>>>>>>>>>>>> 

Quantum of Solace 6

Este texto fue ideado, creado y desarrollado al mismo tiempo por un equipo de expertos trabajando en armonía. Todos juntos. Una letra cada uno.

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios