Revsita del Mes Suscríbete
CP131 – El legado de Luis Miguel

El legado del diablo (Hereditary), Luis Miguel, la serie

Junio 2018

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

TOPS Listas

10 mejores películas de Cantinflas

Por:

15-12-2017
10 mejores películas de Cantinflas

Como sacerdote, barrendero, policía o bombero, Mario Moreno “Cantinflas” siempre supo cómo hacernos reír. Aquí nuestra lista de las 10 películas esenciales de su carrera.

Mario Fortino Alfonso Moreno Reyes, mejor conocido como Cantinflas, es quizás el comediante más famoso que México ha tenido. Aplaudido por el mismo Charles Chaplin, reconocido en el extranjero e involucrado en la situación política del país de su época, Mario Moreno pasó a la historia como un ícono y referente de la cultura mexicana que hasta el día de hoy permanece vigente. A más de 20 años de su muerte, en Cine PREMIERE te presentamos un recuento de las 10 mejores películas de Cantinflas:

  • Ahí está el detalle (1940)

Dirigida por Juan Bustillo Oro, Ahí está el detalle es la película que consolidó el personaje de Cantinflas como lo conocemos. En esta cinta, Cantinflas es el centro de un malentendido que lo lleva a un juicio por el asesinato de un hombre llamado Bobby, quien compartía su nombre con el perro rabioso de la casa donde trabaja su novia Pacita (Dolores Camarillo). Con un monólogo inspirado en la vida real y en las respuestas del criminal Álvaro Chapa, Cantinflas hizo de la última escena de esta cinta una de las más aplaudidas de su filmografía. Ahí está el detalle es considerada por muchos como una de las mejores películas del cine mexicano, lo cual no sorprende en absoluto cuando uno también se da cuenta del reparto que incluye a nombres como Joaquín Pardavé y Sara García. Además, uno podría argumentar que fue justo en este filme en el que Cantinflas se hizo popular por su forma de hablar y que más tarde la misma RAE describiría como lo que ahora conocemos como “cantinflear“.

ahí está el detalle cantinflas

  • El circo (1943)

Sorprendido por la belleza de Rosalinda, una chica que trabaja en “El gran circo rodante”, Cantinflas termina uniéndose a la compañía por accidente. Esto no sólo lo lleva a cambiar su profesión de zapatero por la de intendente del lugar, sino que más tarde también lo obliga a verse en situaciones sumamente cómicas mientras trata de conquistar al amor de su vida. Dirigida por Miguel M. Delgado, este remake de El circo (1928), protagonizada originalmente por Charles Chaplin, cuenta con el extra de los diálogos que sólo Cantinflas puede interpretar. En El circo, hay varias escenas que destacan por su comicidad: desde ver a Cantinflas encerrado en una jaula con un león, hasta verlo interrumpir al maestro de ceremonias en distintas ocasiones y con diferentes excusas, no hay duda alguna de que el actor era un maestro en provocar desesperación, ternura y risa al mismo tiempo.

  • El bombero atómico (1952)

En su segunda aparición como el Sargento 777 (personaje que aparece en tres películas de Cantinflas y que más tarde tendría su propia cinta), Cantinflas recibe la inesperada visita de la hija de su comadre, quien le pide en una carta que se haga cargo de la niña. Con el fin de mantenerla, el protagonista tiene que dejar su trabajo como repartidor de periódicos para unirse al cuerpo de bomberos, donde desespera a sus compañeros y superiores y termina renunciando en favor de un trabajo como policía. Una vez más, la película se salva por una gran secuencia donde Cantinflas tiene que infiltrarse en el mundo del crimen y, como es su costumbre, a pesar de desentonar con su entorno y poner en riesgo su vida, logra su objetivo de salvar el día.

  • La vuelta al mundo en ochenta días (1956)

Basada en el libro de Julio Verne, La vuelta al mundo en ochenta días es el trabajo más importante de Cantinflas a nivel internacional. Aunque David Niven es considerado el protagonista de la cinta en Estados Unidos, Cantinflas recibió ese título en todos los países de Latinoamérica gracias a su popularidad durante aquella época. La vuelta al mundo en ochenta días estuvo nominada a ocho premios Oscar, de los cuales ganó cinco, siendo Mejor película el reconocimiento más importante de ellos. Cabe mencionar que Michael Anderson, el director de la cinta, tuvo grandes dificultades para el financiamiento del proyecto y de hecho terminó la cinta en deuda, ocasionando que los inversionistas guardaran el material que se filmaba cada día como garantía de su dinero. Para fortuna de todos, el largometraje fue un éxito y ayudó a Cantinflas a ser reconocido en el extranjero, un mercado con el que siempre tuvo problemas toda su carrera ya que gran parte de su comedia estaba basada en el lenguaje hablado y este no funcionaba de la misma manera cuando se traducía a otros idiomas.

vuelta al mundo en ochenta días cantinflas

  • El bolero de Raquel (1957)

El bolero de Raquel es la primera cinta a color de las películas de Cantinflas y una de las más reconocidas de su carrera gracias a la escena del baile que ocurre entre el protagonista y Mimí (Elaine Bruce), la bailarina de un bar que no entiende por qué este individuo está con ella en el escenario. Asimismo, El bolero de Raquel es una de las historias más conmovedoras de Cantinflas, al verlo tratar de ser el padre sustituto de Chavita (Francisco Fernández), su ahijado, después de que el niño pierde a su padre en un accidente. También dirigida por Miguel M. Delgado, la cinta ve a Cantinflas sacrificándolo todo por amor, un tema recurrente en todas las producciones de las que era parte.

  • El analfabeto (1961)

En El analfabeto, Cantinflas va a la escuela con la intención de aprender a leer una carta que le dejó su tío y que contiene una herencia con una significativa cantidad de dinero. Al ser una de las primeras películas de Cantinflas a color, es interesante analizar cómo, con el paso del tiempo, el personaje disminuyó la característica subversiva que lo hizo tan popular en un inicio. En El analfabeto nos volvemos a encontrar con una comedia con final feliz que deja una sensación de bienestar en la audiencia, pero que ya no confronta al espectador con la imagen incómoda del “peladito” con la que Cantinflas comenzó su carrera.

películas de cantinflas el analfabeto

  • El padrecito (1964)

Aunque algunas de las películas de Cantinflas caían en una moralidad superficial y repetían la trama del underdog que vence todos los obstáculos en su camino, los personajes del actor nunca dejaron de ser divertidos. Esto es particularmente cierto en El padrecito, donde Cantinflas interpreta al sacerdote Sebastián, quien llega a San Jerónimo el Alto para reemplazar al sacerdote que está envejeciendo y debe dejar su puesto en el pueblo. Con el personaje de Sebastián, Cantinflas critica la imagen del sacerdote y sale triunfante en su burla a algunos aspectos de la religión católica. Curiosamente, Mario Moreno mencionó que su interpretación estuvo pensada con mucho respeto, y contrario a lo que uno podría esperar, el actor incluso obtuvo notas de agradecimiento de algunos contingentes religiosos.

el padrecito cantinflas

  • El profe (1971)

En El profe, Cantinflas comparte créditos con Marga López y Arturo de Córdova, otras leyendas de la Época de Oro del cine mexicano. Aquí, Mario Moreno personifica al profesor Sócrates García, quien tiene que superar los obstáculos que le pone el cacique del pueblo ‘El Romeral’ mientras intenta darle una mejor educación a los jóvenes del lugar. Como en otros de sus proyectos, en El profe existe una escena en particular por la que el filme es recordado hasta la fecha: el momento en el que los estudiantes le cantan al protagonista la pegajosa canción “Chirrín, chirrín, mi profesor, ni modo hay que estudiar…“. Aunque las películas de Cantinflas siempre se caracterizaron por ser una fuente de entretenimiento y risas, es imposible no ver la sutil crítica social que El profe realiza y que en otros proyectos del actor muchas veces se perdía entre tanta comicidad.

  • El patrullero 777 (1978)

Aunque Cantinflas siempre permaneció fiel a las risas, sus últimos proyectos distan mucho de la genialidad que tuvieron sus primeros esfuerzos. Recurriendo cada vez menos a la comedia física, El patrullero 777 es uno de los filmes más “serios” del actor, quien trató de criticar el estado de la policía capitalina de aquella época con la historia de Diógenes, un policía que siempre trata de hacer las cosas de la manera más honesta y correcta posible a pesar de la corrupción que existe a su alrededor. El patrullero 777 es la producción más discordante de las películas de Cantinflas, pero no falla en otorgarnos momentos inolvidables, en esta ocasión en forma de la conocida frase: “A sus órdenes, jefe“.

películas de cantinflas el patrullero

  • El barrendero (1982)

El barrendero es la más agridulce de las películas de Cantinflas. Para empezar, este fue el último largometraje de Mario Moreno antes de su muerte en abril de 1993. Como dato curioso, Cantinflas se inspiró en un borrachito que conoció cerca de la Plaza Garibaldi para la creación de los gestos y movimientos del personaje principal. Y aunque la película es bastante absurda en lo que respecta a la trama del bebé perdido que el protagonista confunde con el cuadro que unos ladrones quieren robar, la historia de Don Napoleón es entrañable desde el inicio. Don “Napo” lo único que quiere es una nueva barredora para cumplir con su trabajo, la cual consigue en la última escena de la película como recompensa por ayudar a resolver un crimen; a manera de celebración, él decide dar una vuelta al vecindario en su barredora con todas las personas que lo apoyaron en su lucha. En una cruel coincidencia de la vida, esta escena muestra a Don Napo llorando tras ver su sueño realizado después de tanto esfuerzo, algo que definitivamente también ocurrió en la vida real con Cantinflas y su filmografía.

películas de cantinflas el barrendero

Y si lo tuyo es la Época de Oro del cine mexicano, te recordamos que también puedes revisar la lista con las 10 mejores películas de Pedro Infante. O bien, también puedes visitar la lista con las 10 mejores películas de Charles Chaplin, una constante fuente de inspiración en la filmografía de Cantinflas.

mm

Soy fan de los slasher y me gustaría vivir en una película de terror. De grande quiero ser como Sidney Prescott. Algún día escribiré un best seller. Me gustan los libros, las series y obviamente, el cine.

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios