Revsita del Mes Suscríbete
Mapa interactivo Entra y explora
CP96 – Eso, sólo en América

Hablamos de It (Eso) y Barry Seal, sólo en América

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Cine CRÍTICAS

Batman El Caballero de la Noche asciende

Calificación Cine PREMIERE: 4.5
Calificación usuarios: 4
Votar ahora:

Por:

25-07-2012

Una épica y sólida historia del héroe de Ciudad Gótica, que respeta la escencia y fin último de cualquier trilogía: cerrar espectacularmente.


  • Título original: The Dark Knight Rises

  • Año: 2012

  • Director: Christopher Nolan (Inception)

  • Actores: Christian Bale, Tom Hardy

  • Fecha de estreno: 27 de julio de 2012

El
mal está por llegar a Ciudad Gótica, las capacidades físicas de Bane exceden a
las de un viejo Batman y pronto le hará saber a él, y a sus habitantes, que la
paz nunca es eterna. Que pronto las cenizas de destrucción cubrirán todo lo que
antes era paz.

Christopher
Nolan concluye así su trilogía del hombre murciélago, con un capítulo que en
sus 2 horas 45 minutos se cuece lento y se toma sus pausas en preparación para
su climático desenlace.

Filmada
enteramente en cine, no digital, sus 75 minutos de formato IMAX valen cada
centavo, demostrando que no se necesita un 3D para sentir la inmersión dentro
de la historia.

La
presentación de los nuevos personajes es detallada y acorde a su propia
personalidad, es así que mientras con Bane vemos una monumental escena que
incluye una avioneta y un monstruoso avión, con Selina Kyle estamos ante un
sigiloso personaje que engaña fácilmente a sus enemigos sin que estos se den
cuenta.

De la
misma manera que Christopher Nolan hizo de Batman un héroe real, uno que podía
convivir en nuestros días sin mucha fantasía alrededor, El Caballero de la Noche asciende no puede sentirse más cercana a
nuestros tiempos actuales. Un momento donde la sociedad está dividida por
clases y la represión de unos se convierte en la oportunidad de otros. 

Sin
embargo, la inspiración no viene de Anonymous o de Occuppy Wall Street –aunque
probablemente muchos quieran encontrarle relación y hasta partido–, más bien se
inspira de la pluma de Charles Dickens y su Historia
de dos ciudades
(1859). Y como sucede con su compatriota inglés, Nolan
encuentra más riqueza en la visión de los personajes oprimidos, que en los
privilegiados.

Y es
aquí donde Bruce Wayne juega el papel más importante: Nolan lo lleva hasta las
últimas consecuencias, de una forma u otra lo oprime y lo hace parte de un
sector ajeno a sus ideales. Así, le hace entender que para resurgir como el
vigilante nocturno que había perdido Gótica, debe regresar a sus raíces,
enfrentar sus miedos.

Por
otro lado, los viejos conocidos dentro de la franquicia otorgan actuaciones con
papeles dignos y bien delineados. Aquí destaca principalmente Michael Caine con
una interpretación por demás emotiva, mientras que Gary Oldman muestra una
fragilidad que no habíamos visto en su personaje.

Mucho
se habló sobre la participación de Anne Hathaway como Selina Kyle (nunca se menciona
el nombre de Gatúbela), y la actriz logró desarrollar un personaje cargado de
misterio que usa su sensualidad únicamente cuando se debe, pero sobre todo mantiene
una química con Christian Bale que es perceptible en todo momento. Caso
contrario resulta Marion Cotillard, que si bien no falla en su papel de la dama
en peligro, se convierte en el forzado interés amoroso de Bruce Wayne. Así
mismo, protagoniza una escena clave que carece de credibilidad, no diré más,
pero cuando lleguen a la secuencia lo sabrán.

En
cuanto al antagonista Bane, a cargo de Tom Hardy, se establece que él es el
enemigo que faltaba en el engranaje de esta trilogía. La fuerza bruta del
némesis, frente al paso del tiempo de Batman, dan como resultado un duelo épico
cuando se enfrentan. Sin embargo, la historia nos deja con la sensación de
querer ver más del actor y su personaje.

La
ejecución visual dentro de su tercer acto es, sin duda, uno de los momentos más
espectaculares en la filmografía del hombre murciélago y del propio Christopher
Nolan, quien entrega así un desenlace más que digno y necesario para el
vigilante nocturno.

Estamos
ante el cierre de una trilogía que, con sus pequeños detalles, mantuvo su
calidad desde el primer cuadro de Batman inicia. Éste
es un trabajo que se mantuvo sobrio, sin negarse a ser también un sólido
espectáculo que respetó tanto a fans del cómic como al espectador promedio.

En
este último capítulo, Christopher Nolan lleva hasta las mismas puertas del
infierno a Bruce Wayne, lo atormenta con su pasado, con sus decisiones, con sus
pérdidas. Al final todo se reduce a una simple pregunta y respuesta: “¿Por qué
nos caemos? Para aprender a levantarnos”, y cuando ese momento suceda, la
Ciudad Gótica atestiguará el ascenso de su vigilante nocturno, del héroe que
siempre han necesitado, de su Caballero de la Noche. 

mm

Stanley Kubrick alguna vez dijo "Para tener una visión más amplia, no sólo vean cine bueno, también el malo" obvio le hice caso en lo segundo y es muy divertido.

Opnion de la comunidad

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

Comentarios