Revsita del Mes Suscríbete
CP100 – El cien

¡100 episodios!

Octubre 2017

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

NOTICIAS

Q&A: Philippe Petit, En la cuerda floja

Por:

08-10-2015

Platicamos con Philippe Petit, el equilibrista que interpreta Joseph Gordon-Levitt en la película En la cuerda floja.

Hace
mucho tiempo, a principios de la década de los 70, mi hermano trabajó como
payaso en el circo de los Ringling Brothers (tiempo después se casó con una
trapecista). En esos tiempos se la pasaba hablando de un tal pelirrojo loco francés
con el que le gustaba juntarse y que tenía grandes ideas. Resulta que su nombre
era Philippe Petit – un nombre que pronto todo el mundo conocería como el
hombre que caminó en una cuerda floja entre las dos Torres Gemelas de Nueva
York en 1974. Volviendo al año 2015 en la víspera del estreno de
En la
cuerda floja
, en donde Joseph Gordon-Levitt interpreta a Petit, me senté con él para
hablar sobre… él mismo.

¿Qué
sentiste al ver la película por primera vez?

El
proceso para llegar a eso fue bastante largo, fueron nueve años desde el momento en
que recibí una llamada de Robert Zemeckis hasta que me senté con él a ver la
película ya terminada. Y durante ese proceso mi nivel de involucramiento en la
película fue cambiando. En un principio iba a ser yo el narrador a lo largo de
toda la película y claro, el equilibrista que camina sobre la cuerda floja,
pero con efectos especiales. Pero la película dio un giro completamente
distinto y surgió la idea de encontrar a un actor joven para que me interpretara.
Llegué a sentirme muy ansioso, porque en un principio me consultaban
absolutamente todo, y al final ya no. Pero me gustó mucho el hecho de que la
película enfatiza el espíritu de las torres, el espíritu de mi personaje y de
mi aventura.

Hablando sobre cosas más específicas, ya que tu pelo rojo es una característica
importante de tu persona, ¿te molestó que por la complexión de Joseph
Gordon-Levitt, le cambiaran el color de pelo a tu personaje?

Ya
que soy un perfeccionista, básicamente todo en el mundo me molesta todo el
tiempo. Nada es perfecto, incluso mi propio trabajo. Pero contestando a tu pregunta,
no. En una película se inventan y adaptan personajes reales, se adorna la
verdad, se añaden cosas y se borran otras. Por ejemplo, yo nunca me caí de la
cuerda floja, si lo hubiera hecho no estaría aquí hablando contigo. Pero ése es
el giro que querían los productores, añadir drama a algo que, en mi opinión, ya
era dramático por sí solo. Ninguno de esos cambios me molestaron, finalmente no
se trata del color del cabello, lo que importa es reflejar el espíritu. Yo entrené
a Joseph durante ocho días en una bodega a caminar sobre un cable y él, más que
aprender a hacerlo, estaba aprendiendo cómo ser yo, mis gestos franceses, a
hacer mi mala cara y mi ceño fruncido. Él llevó todos esos ademanes a la
pantalla grande y realmente me vi reflejado en él. Me quito el sombrero por el
gran retrato que me hizo Joseph.

Miedo a
la muerte, lo descartaste, pero, ¿de verdad en ningún momento te preocupaste por
eso?

La
película empieza, no con una respuesta, pero con un enfrentamiento con esas
palabras. [El miedo a la muerte] no está en mi diccionario. Yo no desafío a la
muerte, yo desafío a la vida. Es precisamente esta acción frágil del ser humano
caminando sobre una cuerda floja lo que inspira a la gente y que por ello, está
afirmando la vida. Cuando estoy sobre el cable siento que el tiempo no existe.
Por eso no puedo envejecer.

¿Cómo
cambió tu vida después de haber caminado en una cuerda floja?

No
cambió en lo absoluto. Lo único que cambió fue que de repente ya era
mundialmente conocido. Yo veo la fama como una herramienta que te abre las
puertas al dinero, tienes dinero o no. Puedo vivir en cualquiera de los dos
lados de ese espectro, pero el dinero es una herramienta. Ahora puedo decir que quiero tener una reunión con tal presidente
y la consigo, antes de la fama era un don nadie. Pero, ¿cambié espiritualmente?
No, sigo siendo este defensor de lo imposible, impetuoso, rebelde, un tenaz
trabajador que ama las ideas, realizar proyectos y que seguirá con su vida.

Fotografías: Vera Anderson

Es escritora, fotógrafa, cineasta y vive en Hollywood con su esposo y su traviesa cachorrita Airedale. Promete estar más activa en Twitter y espera que el guión que escribió con su hermano se convierta en película.

Notas relacionadas

Comentarios