Revsita del Mes Suscríbete
Mapa interactivo Entra y explora
CP96 – Eso, sólo en América

Hablamos de It (Eso) y Barry Seal, sólo en América

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Cine CRÍTICAS

Todos están muertos

Calificación Cine PREMIERE: 3
Calificación usuarios: 0
Votar ahora:

Por:

14-10-2015

Una agradable sorpresa en torno a la música y la familia.


  • Título original: Todos están muertos

  • Año: 2014

  • Director: Beatriz Sanchís (Ópera prima)

  • Actores: Elena Anaya, Angélica Aragón, Nahuel Pérez Biscayart, Christian Bernal

  • Fecha de estreno: 16 de octubre de 2015

Recientemente hemos visto distintos planteamientos cinematográficos alrededor de otrora estrellas musicales –ficticias o no-, venidas a menos y en busca de alguna forma de redención. Por desgracia, la mayoría de estas han dado medianos resultados… por no decir lamentables para algunas de ellas. Por eso es gratificante encontrase con Todos están muertos, una producción menor en lo que se refiere a sus alcances comerciales, pero inversamente proporcional en cuanto a propuesta y manufactura. 

Sin partir de una premisa muy original que digamos, pero evitando en cierta medida el costumbrismo e innecesarias posturas conservadoras, se presenta como una emotiva reflexión al interior de las familias fracturadas. Específicamente aquellas sostenidas por la figura femenina –en este caso la abuela– y su fuerte apego a la tradiciones, como la del Día de Muertos, que aquí es parte del detonador de todo el asunto. La historia sigue los pasos de un adolescente que carga con la inconformidad propia de su edad, salpicada de la decepción característica de la generación noventera y la pésima relación con su madre. Esta última, una exestrella del llamado “rock en español” que habrá de enfrentarse consigo misma y, literalmente, a sus fantasmas como consecuencia de los excesos según se interpretaban en los 80. 

La película, salvo por un par de escenas al inicio que resultan algo precipitadas, como aquella en donde la protagonista comienza a develar parte de su pasado, destaca por la sutileza de su desarrollo y por evitar explicaciones innecesarias con respecto al regreso del integrante ausente de la familia. Además, cuenta con la naturalidad -no exenta a veces de cierta ironía-, para integrar temas como el uso de drogas e incluso la homosexualidad, que a final de cuentas no son la parte medular, sino rasgos de la realidad en la que deambulan estos personajes. 

Mención aparte merece el sólido trabajo de Angélica Aragon y Elena Anaya, quienes sin hacer demasiados aspavientos, encuentran la química necesaria. También habría que destacar la música, agregado de nostalgia que al contrario de las producciones de las que hablamos al inicio, aquí si funcionan. Todos están muertos es pues, una agradable sorpresa en cartelera.

mm

Critico de cine y cómics. Critico en Cine con Kristoff de Telehit. Fue editor de Stageone México. Colaboró con Playboy, Chilango y la edición mexicana de Archie. Hoy escribe para La Razón y Mórbido Magazine. Conduce el programa de radio y Tv, Rocket.

Opnion de la comunidad

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

Comentarios