Revsita del Mes Suscríbete
Mapa interactivo Entra y explora
CP96 – Eso, sólo en América

Hablamos de It (Eso) y Barry Seal, sólo en América

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

NOTICIAS

¡Hola! Soy Deadpool y este artículo es sobre mí

Por:

11-02-2016

Luego de una desafortunada intervención en cine y gracias a los fans, la película sobre Deadpool, el superhéroe más grosero e irreverente, por fin se estrena.

Wade Wilson (su nombre real)
no es ningún superhéroe. Es un tipo deforme, ojete,
mujeriego y burlón que puede regenerar su cuerpo y
le habla directamente al lector para comentar lo que
está sucediendo. A esto le llamamos: rompimiento de
la cuarta pared. Para que estemos claros y cumplamos la cuota de referencias a la cultura pop, Deadpool
es el Nelson (
Los Simpson) y Abed (Community) de
los cómics. Pero con groserías, armas y sangre. Listo,
fin del párrafo de introducción. 

Creado en 1991 por Fabian Nicieza y Rob Liefeld,
este “
merc with a mouth” (algo así como mercenario
con una bocota) nació con la misión explícita de pitorrearse de todos los encapuchados que lo acompañaban en los anaqueles de las tiendas. Eventualmente,
él compartiría créditos con la crema y nata de Marvel,
incluso llegando a enfrentarse a Thanos y a los
Vengadores… aunque nadie lo toma muy en serio. Es
más, lo demeritan casi tanto como hicieron los creadores de
X-men Orígenes: Wolverine, quienes lo presentaron en una versión higienizada y aburrida que dejó
a los fans enfurecidos. ¿Lo único rescatable de ésa?
Ryan Reynolds, quien ya llevaba rato queriendo encarnar al personaje y desde entonces se autonombró el
responsable de rescatar a Deadpool del infierno de los
personajes malogrados por el cine.

No se sientan mal por él, “sólo” le tomó diez años.


UN LARGO CAMINO FUERA DEL INFIERNO

Corría el año de 2005 cuando Ryan habló por primera vez sobre su interés de vestirse con ese
tono de rojo que evita que sus adversarios lo vean
sangrar. En aquel entonces, el guionista a cargo
del proyecto era David S. Goyer, quien surfeaba
la ola de halagos por su magnífica reinvención
del hombre murciélago a manos de Christopher
Nolan. Quizá fue ese mismo ímpetu por continuar
en las “grandes ligas” de los cómics lo que le hizo
dejar el proyecto a finales del año. Y así, la película en solitario de Deadpool parecía perdida para
siempre. (Sí, acabo de llamarlo un personaje de ligas menores. Perdón, Wade).

Eso, hasta el 2010, cuando Robert Rodríguez
mostró un breve interés en hacerla, pero al final
se decidió por otros asuntos. Tuvieron que pasar varios años más y una película repudiada
por los fans, para que la productora (de aquella
de Wolverine y la de los X-Men) Lauren Shuler
Donner le diera luz verde a una película grosera,
sin atavíos y fiel al cómic.

Deadpool es, sin duda, una película para
adultos”, le dijo el productor Simon Kinberg a
Entertainment Weekly. “Nada es tabú. O nos comprometíamos a hacerla sin tapujos o mejor no la
hacíamos”. Contada a partir de una narrativa dividida entre el pasado y el futuro del soldado Wade
Wilson y centrada en su búsqueda del responsable de su desfiguración facial (y de darle sus poderes), la película promete contar la historia más
cansada de todas, la “de origen”, pero desde el
punto de vista de un personaje que también está
harto de todos esos clichés. La frase “hasta la madre”, quizás es más apropiada.

Suena muy bien, pero es imposible ignorar al
radar cínico y cuestionarnos, ¿qué pasaría si no se
hubiera filtrado aquel pietaje “de prueba” el año
pasado en Comic-Con? Y es que aunque ya había gente (Reynolds y el director primerizo Tim
Miller incluidos) trabajando en la cinta, el anuncio de su existencia todavía no era oficial. No fue
sino hasta que un fan avispado grabó y publicó una animación hecha en
motion-capture por
Miller, que los engranes comenzaron a girar. En 
aquel material podemos ver a Deadpool haciendo todo lo que le conocemos: hablarle a la cámara, contar chistes, decir groserías y acribillar a sus
contendientes de la forma más gráfica y sangrienta posible. Al igual que sus adversarios, todos en
Internet perdieron la cabeza.

Un año después, parado en el escenario durante el panel de 20th Century Fox, Ryan Reynolds
tomó el micrófono y le agradeció a “quien sea que
haya filtrado ese pietaje. Ustedes, Internet, los fans
forzaron al estudio a hacer esta película. Es un personaje que ocupa un espacio en el universo de cómics que nadie más podría llenar. Es un milagro
que nos dejaran hacerla. Y más que nos permitieran tirarle a una clasificación para adultos”. 

EL MUNDO SERÁ HEREDADO POR LOS OJETES

En los últimos 15 años hemos visto más de 25 películas de superhéroes ansiosos por salvar el día (sin hablar de dos actores encarnando a Batman, tres como
Spider-Man contando a Tom Holland el año que entra y un par de Hulks nuevecitos). Decir que estamos
listos para algo diferente se queda algo corto. No por
nada los dos
trailers más populares de Comic-Con
este año fueron éste (el cual fue filtrado ilegalmente a
Internet y que nosotros absolutamente y de ninguna
forma vimos) y el de
Escuadrón suicida (que estrena
en agosto 2016) una violenta historia de un grupo de
villanos de DC, a quienes salvar el día no podría importarles menos. La era de los antihéroes egoístas y
sangrones está sobre nosotros.

Para completar el equipo de inadaptados que
acompañarán a Deadpool están el comediante T.J.
Miller (mejor conocido por su papel de Erlich en la
serie
Silicon Valley), quien interpreta al ensimisma-
do proveedor de drogas (y armas) de Wade, Weasel; la
jovencita novata Brianna Hildebrand, como la aprendiz de superheroína y protegida de Colossus (
¡cameo!)
Negasonic Teenage Warhead y Morena Baccarin
(
Homeland y Firefly) como Vanessa, el interés romántico de Reynolds. Hablando de Coloso, les adelantamos que sí, los crossovers con los X-Men (así como los
mutantes de X-Force, con quienes Deadpool ha estado relacionado en los cómics) son muy posibles, pues
todos son títulos de Fox. Después de todo, para bien o
para mal, él y Wolverine ya se conocen. Ni modo, es
parte del canon.

mm

Escritor, director de cine y director editorial en ésta, su amigable vecina publicación de cine, Cine PREMIERE. Nunca perderá la esperanza de una segunda temporada de Studio 60 on the Sunset Strip y Firefly.

Notas relacionadas

Comentarios