Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #112 – Pequeño gran Churchill

En el podcast de esta semana hablamos sobre la nueva película de Alexander Payne, la actuación de podría darle a Gary Oldman el Oscar.

Enero 2018

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

CRÍTICAS Cine

Sucker Punch: Mundo surreal

Calificación Cine PREMIERE:
Calificación usuarios: 0
Votar ahora:

Por:

01-04-2011

Los miembros del Staff Cine PREMIERE dan sus críticas de la película.


  • Título original : Sucker Punch

  • Año : 2011

  • Director : Zack Snyder (Ga'Hoole la Leyenda de los Guardianes)

  • Actores : Emily Browning, Abbie Cornish

  • Fecha de estreno : 25 de marzo de 2011

La semana pasada publicamos nuestra crítica oficial de Sucker Punch: Mundo surreal y ahora que ya varios miembros del Staff Cine PREMIERE vimos la película, decidimos publicar nuestras críticas.

Léanlas y dígannos, ¿con cuál coinciden más? ¿Qué les pareció Sucker Punch: Mundo surreal?

 

Mary Carmen Albarrán Torres
Editora en Jefe

Calificar películas es complicado. Es un hecho que se tiene que juzgar una cinta como un producto independiente y  no sólo por el lugar que ocupa en el gran archivo de obras cinematográficas. Con esto en mente, es importante que al entrar a ver algo como Sucker Punch: Mundo surreal uno tenga MUY claro lo que va a ver. Sí, la historia es “breve” al punto de volverse casi inexistente, y sin embargo al inicio de la cinta la premisa es interesante y, al menos a mí, no me recordó a nada directamente.

Es bien sabido que Zack Snyder es un director que se enfoca mucho en lo visual; sus obras siempre han tenido algún tipo de inferencia en la moda y han resultado visionarias y originales. Ésta no es la excepción, ya que el mundo que traza, en el aspecto visual, está creado con lujo de detalle. Sin embargo, los límites de este universo son un tanto difusos y resulta complicado encontrar dónde empieza y dónde acaba la fantasía. A la vez, me resultó ridículo estar viendo la cinta y por momentos escucharme pensar: “Qué jalada”. ¿Pues, qué creí que iba a ver? Sí… a veces definitivamente “se le van las cabras”, pero ¿qué tanto podemos juzgar que algo se sale de sus límites, cuando es una invención nueva, cuyos bordes no conocemos?

Por otro lado, la música, como ya todos han comentado (al parecer es la única conclusión unánime) es ideal y complementa el feeling de la cinta. Y el objetivo planteado (por el trailer al menos) era ver chicas en atuendos sensuales pateando traseros de robots, dragones y zombies. Y eso, vaya que está. Me parece que la cinta es una peculiar mezcla –guardadas TODAS las diferencias, obviamente– entre Atrapado sin salida, El origen y Scott Pilgrim. Más de una persona en esta redacción (coff coff Manolo García) y yo creemos que de haber sido videojuego, la gente lo hubiera alabado muchísimo y creerían que es original y una obra de arte. Sin embargo, es una película, y como tal, quizá sí merece una calificación reprobatoria, o de plano pasar “de panzazo” por sus muy evidentes méritos técnicos. En mi caso, el .5 adicional (2.5 sería reprobado) se lo gana por sus detalles cool como jamás enseñar el baile de Baby Doll.

Manolo García
Colaborador

Ya no queda mucho por decir sobre Sucker Punch: Mundo surreal, una película que para criticarla (positiva o negativamente) o siquiera hablar de ella, hay que verla, o más bien “vivirla”. Es verdad que su estilo visual es original y sobresaliente –al igual que su soundtrack–, que las escenas de acción y/o efectos visuales son impresionantes, sin dejar atrás que las actrices se ven muy bien en sus extravagantes y pequeños trajes mientras pelean con zombies, robots y hasta dragones.

Es muy obvio, eso es la película, eso quería Snyder y a mi parecer está bien. Siempre he creído que el cine también puede ser para entretener y pasarla bien por un rato, ésta es una cinta que cumple esa función. Entiendo que la trama sea bastante corta y que de hecho, su presencia sea mínima en comparación con las escenas de acción. Pero eso es lo que yo esperaba de ella.

Técnicamente no tiene un punto negativo y creo que eso es notorio para cualquiera, lo que me gusta de la película es ver a Zack Snyder atreverse a subir un escalón en cuanto a hacer una película se refiere, es un viaje bastante extremo por su mente y queda claro que no es un tipo muy normal que digamos.

Sí, sí va a un público específico… sí, parece un videojuego (punto positivo para mí)… sí, tiene características de “churro”… pero estoy seguro que la cinta no sería tan criticada si la historia sucediera exclusivamente en el nivel de fantasía y ahí radica su maldición/bendición. A mí me gustó que hubiera un trasfondo, a mucha gente no.

Al final, una película que divide tanto al público debe de valer la pena, quienes la amaron la defienden pasionalmente y quienes la odiaron la critican del mismo modo. Por mi parte, yo prefiero disfrutar del show y sobre todo esa maravilla de soundtrack.

Julio Vélez
Colaborador

No me considero cinéfilo de ojo sencillo, pero es cierto que a veces soy consecuente con la calificación de algunas películas, basándome en la premisa de que voy al cine a entretenerme. Si la película lo hace, ya cumplió su cometido.

Y aunque Sucker Punch: Mundo surreal lo logró en mi caso, el problema es que con Zack Snyder esperaba mucho más. Soy fan de su Watchmen y 300, y aunque en este caso no se trataba de una adaptación, sino de una idea proveniente de su cabeza, confié en que con su premisa de una chica tipo Alice en un mundo lleno de balas y metralletas, bastaba. Aunque visualmente es muy buena de acuerdo a los estándares del cineasta (pero no superior a las antes mencionadas), la historia es tan pobre y carente de sustancia que en media hora sentí que ya tenía suficiente. Seamos francos: las falditas, la excelente música y los mechas fueron lo que impidieron que cabeceara. Para el caso, hubiera adaptado American McGee’s Alice, pues pareciera que las historias originales no son lo suyo.

Como hardcore gamer, debo decir que tuve un valor agregado por los guiños al estilo visual de un videojuego de acción, aunque fue una sensación en absoluto comparable con Scott Pilgrim. Sí parece un videojuego con “muñecas” reales, pero hasta en los interactivos “de botonazo” hay más historia (le hubieran pedido ayuda a los guionistas de Mass Effect, por ejemplo).

No quiero ser cruel, pero es en historias como ésta donde la “talentosa” Vanessa Hudgens brilla como gran actriz. Así de mala es la historia, imagínense.

Vamos, como película de acción, faldas cortas y efectos deslumbrantes cumple, pero no para los estándares de Snyder. Y me da miedo si éste es el bagaje previo a The Man of Steel. Ahí si agárrate Warner, porque el golpe sería en verdad devastador.

Clara Itzel Hernández Valladares
Editora Web

Cada que aparecían trailers nuevos, posters y promocionales, mi emoción por Sucker Punch: Mundo surreal aumentaba, como fan declarada de Watchmen, sabía que aquí entraría a un espectáculo visual pocas veces visto. Y sí… fue un espectáculo visual, sin embargo mi crítica más grande es por el guión, pues Snyder y Steve Shibuya claramente perdieron el rumbo de la historia.

Y aunque habrá personas que digan que la película fue concebida así desde un inicio, como una historia débil y simple, pero con grandes peleas y un mundo creado enteramente en CGI, en lo personal aprecio que un filme tenga más profundidad. La idea de crear una realidad alterna en un burdel, para que Baby Doll (Emily Browning) pueda lidiar con su estancia en el manicomio, pudo haber sido explorada aún más, y no sólo como un puente que da paso al segundo nivel de fantasías: las peleas. Y en este punto sentí que Zack Snyder sólo se dedicó a explotar todas las criaturas que hemos visto en películas o leído en libros. Pero hizo esto sin lograr ir más allá en la historia, y ninguna de estas fantasías aportó algo a la trama –excepto quizá por la escena de Rocket (Jena Malone) en el tren.

Y a pesar de que el final es bueno, junto con la fantasía del burdel, todo lo demás se sintió como relleno, secuencias sin un hilo conductor. Y al final, una película sin un guión que cumple, no merece una buena calificación.

Andrea Adame
Editora

Desde que vimos los trailers, sabíamos qué nos esperaba con esta película: mujeres con poca ropa, armas, zombies, dragones, un manicomio y  un mundo en lo que todo puede pasar. Es una premisa atractiva, el problema llega cuando se pierde todo el suspenso de la historia, pues al no haber reglas durante la mayor parte de la cita, al final no hay nada de qué preocuparse.

Las secuencias de acción son los mejor del filme. Visualmente son  impresionantes y se asemejan mucho a una novela gráfica, lo malo es que la cinta únicamente gira en torno a esos momentos, que funcionarían mejor como una serie de videos musicales (con un soundtrack alucinante) que como un largometraje.

Algunos pensarán que las actuaciones no son importantes, lo único que tienen que hacer las chicas es verse bien mientras patean todo los traseros posibles, sin embargo considero que hay un par de actrices que están totalmente desaprovechadas, especialmente Abbie Cornish (Sweet Pea), quien se quedó en un limbo tratando de interpretar a una chica ruda-sexy y de paso intentando darle un poco profundidad a su personaje.

Al final Sucker Punch: Mundo surreal es una buena propuesta para pasar el rato, disfrutando de buena música, efectos especiales extravagantes y mujeres atractivas (lo que el público masculino agradecerá), nada más.

 

mm

Clara Itzel es una comunicóloga junkie de los animales, TV, cine, libros, tatuajes, pop culture, té & café. La pueden seguir en instagram (@MissClaraItzel) y leer en ElMoodRandom.com

Opinómetro

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios