Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #205 – Ya viene Star Wars

Ya casi regresa Star Wars.

December 2019

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

CRÍTICAS Cine

Aquarius

Calificación Cine PREMIERE: 4
Calificación usuarios: 4
Votar ahora:

Por:

24-01-2017

Aquarius narra una historia sin afanes contestatarios pero que inspira por la fuerza de su protagonista, la leyenda brasileña Sonia Braga.

Como los seres humanos que somos, tenemos la costumbre –aunque en algunos casos es obsesión– de sentir apego y muchas veces no sólo hacia las personas, sino también hacia las cosas. Éstas se convierten en símbolos particulares de nuestra vida y por lo mismo suele ser difícil deshacerse de ellas; desapegarse. El cineasta brasileño Kleber Mendonça Filho, quien obtuvo el Premio Fénix a Mejor director en la pasada entrega a lo mejor del cine latinoamericano por Aquarius, se inspira en este tema y le añade varias capas más de profundidad a través de la historia de su protagonista, Clara, quien de hecho está inspirada en su propia madre. 

Interpretada por la leyenda brasileña Sonia Braga –famosa por haber sido nominada a los Globos de Oro por El beso de la mujer araña, Luna sobre Parador y The Burning Season: The Chico Mendes Story–, es una sobreviviente del cáncer de mama y crítica musical retirada que vive en el edificio que da nombre a la película –no crean que está relacionada con los signos del zodiaco–. Sin embargo, esas paredes que resguardan los recuerdos de toda una vida, que atestiguaron el crecimiento y formación de sus hijos y que ahora son el templo donde yace su particular altar compuesto de discos de acetato, podrían serle arrebatadas. Una voraz compañía quiere evacuarla y derrumbar el recinto. Ella es la única inquilina que permanece; demuestra nuevamente sus fuerzas de supervivencia y soporta las amenazas tanto de exvecinos como de los dueños de la compañía, que la presionan para que abandone el lugar. 

Este duelo que sostiene con muchos de los personajes que la rodean hacen de doña Clara una heroína moderna que no necesita capas ni superpoderes, sino convicción para ser ejemplo de ética y principios. Son las tensiones con todos sus antagonistas las que sirven de hilo conductor en el segundo largometraje del crítico de cine convertido en cineasta tras Sonidos vecinos. Tal vez este antecedente profesional y el hecho de que también se desempeñó como periodista hacen de su guion personal una aguda crítica social al clasismo, la discriminación y la opresión de la que muchas veces los ciudadanos son víctimas por parte de sectores que se autoproclaman todopoderosos. Clara se yergue así como símbolo de resistencia ante la injusticia y tras su paso en Cannes se convirtió en una figura intrínsecamente relacionada con la actual historia brasileña por la deposición forzosa de Dilma Rousseff –en la alfombra roja del festival la producción protestó por la situación política de su país–. 

Pero sin afán de ponernos políticos, el naturalista retrato que Mendonça Filho hace de la vida en Brasil –una que se aleja del estereotipo del futbol, la fiesta y el carnaval– permite que cualquiera comprenda la postura de Clara y se indigne por los juegos sucios que la atacan mas no victimizan. Ese naturalismo puede verse en escenas de la vida cotidiana capturadas sin morbo, como las discusiones entre padres e hijos, la presencia de una madre alimentando sin tabúes a su bebé, de una mujer mostrando la cicatriz de un seno extirpado o la inocencia de niños desnudos que deambulan por el hogar de su abuela. Todos estos matices y la fuerza que Braga imprime en Clara, también viuda, son uno de los motivos por los que su actuación ha sido laureada en distintos festivales.  

El cineasta toma su tiempo para mostrarnos sus cartas y fortalecer su discurso, pero no todo lo plantea densamente; sino que se muestra juguetón con el abanico de canciones que desfilan por distintas secuencias, una playlist que con cada tema nos dice más de esta incansable protagonista hasta que llegamos al épico final, el cual no está ni remotamente vinculado con la alineación de los astros. Todo lo contrario. Clara no deja nada al azar; dentro y fuera de la pantalla evoluciona de inspiración particular a símbolo universal. 

Si te interesó esta nota, Cine PREMIERE te recomienda ver:
  • Sonidos vecinos (Kleber Mendonça Filho, 2012)
  • El porvenir (Mia Hansen-Løve, 2016)
  • Campo Grande (Sandra Kogut, 2016) 

No soy la Madre de los Dragones, pero sí de @Enlabutaca; desde ahí y en Cine PREMIERE estoy en contacto con las buenas historias. Melómana, seriéfila, cinéfila, profesora universitaria, y amante de las bellas artes. Algún día escribiré una novela de ciencia ficción. ¡Unagui!

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios