Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #171 – Planeta Shazam

Nuestro planeta; After, y spoilers de Shazam!

April 2019

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

NOTICIAS Coberturas

BERLINALE 2019: La apertura del último festival de Kosslick

Por:

09-02-2019

El CEO y director del festival, Dieter Kosslick, se despide. Si sumamos un pistoletazo de salida edulcorado, el ambiente de BERLINALE 2019 resulta extraño.

La última y nos vamos

Sería una mentira negar que algo raro flota en el ambiente de la edición 69 de la Berlinale. Algo que no tiene que ver con las altas temperaturas que Berlín registra para esta época del año, ni tampoco con la falta de glamour de tipo hollywoodense que puede observarse en el programa. La causa de tal sensación de extrañamiento, de hecho, es una persona con nombre y apellido: Dieter Kosslick. Al final llegó el día en el que este hombre nacido en el suroeste alemán se despide del festival del que ha sido director y CEO desde 2001. Ni sus detractores, que no le faltan, pueden negar que en estos dieciocho años puso como nadie a la Berlinale en el mapa y la consolidó, junto con Cannes y Venecia, como una de las tres grandes fiestas de su tipo en Europa.

Gracias a su labor, además, títulos de regiones que por lo general no eran tomadas en cuenta por este tipo de celebraciones, como lo fueron Asia, el centro y este de Europa y América Latina, tuvieron la oportunidad de demostrar su potencial, a la vez que proyectos como Berlinale Talents -actualmente conocido como Talent Campus-, que brindan apoyo y asesoría técnica a jóvenes cineastas de todo el mundo, no sólo se afianzaron, sino que fueron emulados e implementados por otros festivales. Con la salida de Kosslick, merecido ganador del Variety Achievement in International Film Award de este año, concluye una era para el festival de los osos. A partir de 2020 la responsabilidad recaerá en Carlo Chatrian, actual director artístico del Festival de Cine de Locarno, y Mariette Rissenbeek, directora de German Films, quienes se desempeñarán respectivamente como director artístico y directora ejecutiva de la Berlinale. Buena suerte, Herr Kosslick.

The Kindness of Strangers, demasiado edulcorada

La danesa Lone Scherfig es una directora completa. Su primer largometraje conocido data de 1990 y, por si fuera poco, fue una cabeza visible del movimiento vanguardista Dogma 95. Títulos suyos como Italiano para principiantes o la aclamada Enseñanza de vida la consolidaron como una de las cineastas escandinavas más interesantes. De allí que para este nuevo proyecto, que también escribió, lograra reunir el talento de figuras consagradas -o en vías de hacerlo- como lo son Zoe Kazan, Billy Nighy, Andrea Riseborough, Tahar Rahim y el requeridísimo Caleb Landry Jones. Bien por ella porque es sobre todo gracias al logrado desempeño del casting que The Kindness of Strangers logra salvarse de caer en el despeñadero.

Veamos, no es que la cinta sea un horror. Contrario a ello los diálogos están bien escritos -incluso a ratos arrancan alguna risa- la fotografía y música son impecables y el trabajo de edición arma la historia de manera coherente. El problema es que el conjunto destila todo el rato un optimismo cansino, rayano en lo cursi, que está bien para una película medianamente comercial, pero que se antoja inadecuado para dar el pistoletazo de salida a un festival de cine que se distingue por mostrar un cine, si no incómodo o controvertido, siquiera poseedor de un cariz de tipo político. Tal vez la percepción sería distinta si se hubiese proyectado a la mitad del festival. Eso sí, en la conferencia de prensa el afamado Billy Nighy aseguró que todo el equipo se la pasó de lujo durante la filmación en Nueva York y que Scherfig es una de las cineastas más amables y deferentes con las que ha trabajado. Menos mal.

Carlos Jesús (aka Chuy) es escritor y periodista freelance. Desde 2006 radica en Berlín, desde donde colabora para distintos medios. Sus pasiones son su familia, la cerveza, escribir relatos y el cine de los setenta.

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios