Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #136 Adiós Luisito Rey

El último episodio de Luis Miguel: La serie y un poco de Ant Man and the Wasp.

Julio 2018

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

NOTICIAS

Elizabeth Olsen, Joaquin Phoenix y más reseñas desde Cannes

Por:

28-05-2017

Nuestras impresiones de las últimas cintas que pudimos ver en Cannes 2017.

Un viejo chiste búlgaro dicta que aquel país es el más optimista del mundo, porque todos los pesimistas se fueron del país hace tiempo. Stefan Komandarev (Sofía, 1956) lo escuchó primero en un taxi, al tiempo que se daba cuenta de en qué medida los taxis se convirtieron, en ese largo invierno poscomunista, en un sustituto para el seguro de desempleo. Un puñado de estas historias son contadas en virtuosas y vibrantes secuencias filmadas en un plano secuencia cada una, en el nuevo largometraje del también documentalista, quien aunque está lejos de ser un debutante –su primer trabajo es de 1999–, permanece como un virtual desconocido fuera de su tierra natal.

 

Directions de Stephan Komandarev

Algo de este anonimato podría romperse con el estreno de ​Directions (Posoki) en la sección Una cierta mirada del 70 Festival de Cannes. Se trata de una coproducción entre Alemania, Macedonia y la propia Bulgaria que adapta anécdotas de fuentes diversas: un caso noticioso que estremeció a Bulgaria, un cuento de Chéjov y, ante todo, historias narradas por el taxista al cineasta, y que ilustran la lacerante cotidianidad de una economía quebrada, y lo hacen en un abanico de registros que van del thriller criminal a la comedia, el melodrama o el suspenso.

Sus personajes, aunque arquetípicos y esquemáticos de vez en cuanto, respiran vida y mantienen un ritmo latente que es aprovechado por el montaje. En la vena de clásicos-de-taxi como ​Noche en la tierra de Jarmusch, ​Taxi Teherán de Panahi o ​Ten de Abbas Kiarostami, ​Directions representa un refrescante revulsivo para las fórmulas fílmicas, ya algo gastadas, con las que solemos acercarnos a la Europa del Este.

 

Walking Past the Future de Li Ruijun

Otro acercamiento formulado fue el que realizó otro competidor de Una Cierta Mirada, el chino Li Ruijun quien presentó su más reciente trabajo, ​Walking Past the Future​, que, alineada a narrativas de drama social como las de maestro Jia Zhangke, aunque sin la maestría de este último. ​Walking Past the Future ​nos cuenta en este ascendente melodrama, que pasa de la contención y observación final, al tremendismo narrativo y dramático donde las situaciones que abordan a sus personajes, que van desde el desplazamiento geográfico hasta experimentación médica, son reflejos, microuniversos, que abstraen el comentario social del director sobre el estado actual de su país natal.

Este par de filmes mencionados fueron los últimos en exhibirse, junto con la intensa ópera prima del guionista de ​Sicario y Hell or Highwater, ​Wind River​ (vean el trailer aquí), que le valió al debutante Taylor Sheridan, el galardón a mejor director de esta sección. El palmarés lo compartió con el actor francés Mathieu Amalric, quien en su labor de director, presentó Barbara, filme de apertura de la sección y que se llevó el atípico premio de “Poesía en el Cine”, invento de Uma Thurman, presidenta del jurado y compañía, pequeña licencia que aprovecharon ya que Una Cierta Mirada permite nombrar libremente los cuatro premios a otorgar.

Wind River le valió el premio a Mejor director en la sección Una cierta mirada a Taylor Sheridan.

 

Pero sin duda, los reflectores de la noche cayeron sobre Michel Franco, que gracias a Las Hijas de Abril, se convirtió en el mexicano más premiado en la historia del Festival de Cannes, al ser merecedor del Premio Especial del Jurado, galardón que compartirá repisa con sus anteriores condecoraciones: El de Mejor guioon con ​Chronic y el premio a Mejor película en esta misma sección por ​Después de Lucía.

La Competencia Oficial de esta edición 70 del Festival cerró su competición con el más reciente filme de la cineasta británica, Lynne Ramsay. You Were Never Really Here es un filme de acción de alto calibre esteralizado por Joaquin Phoenix, que nos regala otro de sus clásicos perturbadores y potentes registros actorales para retratar a un veterano de guerra, mercenario violento que termina sumido en una intriga violenta de tintes y subtexto político sobre la víctima usual del estado, el hombre común. En una mezcla entre Taken de Luc Besson y Taxi Driver, Cannes nos despide con un sabor agridulce en su cierre de competencia. 

Jean-Christophe Berjon, Jorge Negrete, Pedro Emilio Segura y Sergio Huidobro, corresponsales de Cine PREMIERE y críticos del programa MI CINE TU CINE

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios