Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #139 – Megalodón caribeño

Megalodón y la edición impresa de agosto

Agosto 2018

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Listas TOPS

Los mejores cortos de Pixar

Por:

28-06-2018
Pixar

Desde Luxo Jr. hasta Bao, un recorrido por los cortometrajes que contribuyeron a la consolidación de Pixar entre los gigantes de la animación.

Todo amante de la animación conoce la enorme calidad de Pixar para la creación de historias originales y emotivas. La grandeza del estudio no se limita sus películas, sino que se extiende a cada uno de sus cortos.

Esta tradición comenzó a mediados de los 80 con Luxo Jr. y se mantiene hasta nuestros días con su proyección previa a cada uno de sus títulos. El resultado incluye auténticos clásicos de la técnica digital y algunas de los mejores personajes animados de todos los tiempos.

A continaución, un recuento de los mejor cortometrajes de Pixar en toda su historia, ¿cuál es su favorito?

 

For the birds (2000)
(Vía)
Una película tan buena como Monsters Inc., no podía estar mejor acompañada que por este corto. Los pajaritos azules que atormentan al grande y bobalicón, para luego recibir su merecido, se convirtieron en unos de los personajes más queridos por el público, tanto por el humor que conllevan como por su frescura. De esta forma el corto se transformó en un clásico del estudio. Dirigido y escrito por Ralph Eggleston, quien ganó el Oscar a Mejor Corto Animado.
Geri’s Game (1997)
(Vía)
El corto que debutara en la segunda película de Pixar, Bichos, es el primer corto animado del estudio en usar un personaje humano como protagonista. Geri es un amable viejecito que se sienta en la frescura del parque a jugar una partida de ajedrez, pero no contra un oponente cualquiera, sino contra él mismo. Según va transcurriendo el juego, nos damos cuenta que su “contrincante” no es tan pacífico como él, y le está ganando la partida ¡con una jugada ilegal! Sin embargo, Geri es más astuto y termina ganando la dentadura que está en juego. Este corto no sólo obtuvo el Oscar a Mejor Corto animado sino que su personaje volvió para los largometrajes de Pixar en la secuela de Toy Story. Lo recordarán por el juguetero que deja a Woody como nuevo, e incluso podrán apreciar sus piezas de ajedrez en uno de sus múltiples cajones.
The Blue Umbrella (2013)
(Vía)
Es el corto con la animación más realista hecho por Pixar. Su director Saschka Unseld hizo uso técnicas como la luz fotorrealista, sombreado y composición, esta última para crear la ilusión de una misma escena a través de diferentes capas. Su diseño visual es tal, que pareciera que la lluvia de las calles de Manhattan cayera en la pantalla del cine, o que los edificios, buzones y coladeras realmente tuvieran ojos y ayudaran a los pequeños enamorados de la gran ciudad, como es el caso del paraguas azul. Aunque el corto está basado en un antiguo segmento de Make Mine Music de Disney, llamado Johnny Fedora and Alice Blue Bonnet, se trata de una apuesta sumamente arriesgada pero que logró con creces su cometido.
Day & Night (2010)
(Vía)
Mejor descrito por Dan Shank como “diferente a todo lo que Pixar ha producido antes”. Este corto no es sólo uno de los mejor logrados, sino también de los más creativos. Además de mezclar la técnica tradicional en 2D y su ya bien conocida 3D, el corto creado por Teddy Newton, muestra las ventajas del día y la noche de una forma divertida, imaginativa e ingeniosa. Nada como ver a través de diferentes recursos los elementos que describen las maravillas de la luz y la oscuridad. Un corto más que digno de la película que antecedió: Toy Story 3.
Lava (2014)
(Vía)
¿Una historia de amor entre volcanes? Sólo un estudio tan original como Pixar sería capaz de imaginar una historia con estas características y adaptarla en uno de sus mayores clásicos. No conforme con ello, el titán animado la complementó con una hermosa melodía que resultó en el único corto musical de su filmografía.
La Luna (2011)
(Vía)
Uno de los cortos más recordados del estudio, tanto por su diseño como por su historia, estuvo nominado a Mejor Corto Animado y se estrenó con la película Valiente. Creado por Enrico Casarosa, está basado tanto en su infancia, como en los cuentos de Antoine de Saint-Exupéry e Italo Calvino. Bambino, quien es el protagonista de la historia, es un niño que encuentra su propio estilo en la luna cubierta de diminutas estrellas resplandecientes. La bella animación de este corto está basada en el estilo de Hayao Miyazaki y en la serie animada La Línea del caricaturista italiano Osvaldo Cavandoli.
Presto (2008)
(Vía)
La vida de un mago no es sencilla, pero tampoco la de un conejo que sólo quiere comer antes de ocupar su lugar en la chistera. Bajo esta premisa, Pixar nos ofrece uno de sus trabajos más alocados en toda su obra y que emula directamente a los clásicos de Bugs Bunny y Tom & Jerry, sin olvidarnos del eterno Charles Chaplin.
Bao (2018)
(Vía)
Bao es el primer corto del estudio dirigido y escrito por una mujer: Domee Shi. El nuevo corto de Pixar parece estar causando furor, unos dicen que es el más triste y otros el más perturbador. La creadora chino-canandiense explica su fábula como “un cuento de hadas mágico moderno […] explora los altibajos de las relaciones padres-hijos a través del colorido, rico y sabroso lente de la comunidad de inmigrantes chinos en Canadá”. La historia se centra en una madre china que sufre del síndrome del nido vacío con su hijo “bao”, un tipo de bollo de la cocina asiática, que irá creciendo hasta convertirse en un adulto. El corto, como es clásico de Pixar, tiene un excelente final, sorprendente y con una moraleja estupenda.
Piper (2016)
(Vía)
La creación Alan Barillaro, se convirtió en el primer corto de Pixar en volver a ganar un premio de la Academia desde el 2002. Su trabajo de tres años, se vio recompensado con creces, puesto que la animación tanto de los pájaros, agua, arena y el entorno es tan realista y está tan bellamente diseñada que el público y la crítica exaltó su trabajo. La pequeña ave se ganó los corazones de todos con su miedo al agua y su continua huida del traicionero mar, hasta que se vuelve un valiente marino.
Luxo Jr. (1986)
(Vía)
Muchos años antes de que Pixar se ubicara entre los gigantes de la animación, el joven estudio probó fortuna con un cortometraje que cambiaría su historia para siempre. Luxo Jr. no tiene la complejidad técnica o narrativa de trabajos posteriores, pero fue suficiente para exhibir el enorme potencial de un equipo creativo que revolucionaría la industria animada para siempre. La historia es sencilla –el inocente juego de una lámpara con una pelota–, pero con lo necesario para convertirse en el máximo emblema del estudio animado y en una auténtica joya de la cultura americana que recientemente fuera resguardada por la Biblioteca del Congreso.
mm

Algún día me uniré a los X-Men, la Alianza Rebelde o la Guardia de la Noche. Orgulloso integrante de Cine PREMIERE desde el 2008.

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios