Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #222 – Especial de recomendaciones

¿Qué vamos a ver este fin de semana?

March 2020

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

NOTICIAS TV

Se cumplen cinco años del final de How I Met Your Mother

Por:

31-03-2019
How I Met Your Mother final

En el marco del quinto aniversario de la emisión del último episodio, revisitamos el legado y la polémica conclusión de How I Met Your Mother.

Dicen que el final lo cura todo. El lunes 31 de marzo de 2014 la novena y última temporada de la afamada sitcom de CBS, How I Met Your Mother, llegó a su conclusión. Aproximadamente 12.9 millones de espectadores en los Estados Unidos —el capítulo más visto en la historia del show— encendieron su televisor para conocer el desenlace de las aventuras románticas, personales y profesionales de Ted, Marshall, Lily, Robin y Barney. Después de 208 capítulos y más de 76 horas de historias, los créditos del infame episodio doble titulado Last Forever comenzaron a rodar y los fans estaban furiosos. HIMYM se unió esa noche a la desafortunada lista de buenas (en algunos casos excelentes) series como Los Soprano, Lost, Seinfield o Dexter, cuyos finales han polarizado a la crítica y la opinión pública.

Legado

Antes de adentrarnos en el controversial episodio, ¿cuál es el legado de HIMYM para la televisión? La serie fue creada por Carter Bays y Craig Thomas, un par de egresados de la Universidad Wesleyana que trabajaron con guionistas en el Late Show con David Letterman y escribieron varios episodios para series de comedia como American Dad!, Quintuplets u Oliver Beene. Su gran oportunidad llegaría en 2005, antes de cumplir los 30 años de edad, cuando recibieron luz verde para realizar su propia serie bajo la producción de 21 Century Fox: «Es gracioso. How I Met Your Mother casi sucedió de forma natural […] ‘escribamos sobre nuestros amigos y las estupideces que hicimos en Nueva York'», declaró Carter en una entrevista en 2007.

El encanto de esta serie residía en la simpleza de su premisa, la cual proveía al relato de un objetivo claro y a los espectadores de un misterio cautivador por resolver. Si bien, una pregunta similar a: «¿cómo conociste al amor de tu vida?», rápidamente despierta la curiosidad de aquellos espectadores susceptibles al romance tanto en la realidad como en la ficción; ni siquiera Quentin Tarantino, el realizador de culto responsable por películas como Pulp Fiction (1994), Kill Bill Vol. 1 (2003) o Bastardos sin Gloria (2009), fue inmune al atractivo de esta historia y declaró en su momento que HIMYM es su serie favorita.

La historia se desarrolla como un gran flashback. En un futuro distante, un padre decide contarle a sus dos hijos el largo viaje personal que atravesó y las experiencias más significativas adquiridas junto a sus mejores amigos durante su temprana edad adulta viviendo en Nueva York, hasta el momento en que finalmente conoció a la madre de sus retoños. Sin embargo, la ejecución era todo menos simple. Su estructura narrativa única esta plagada de múltiples saltos temporales, un hilarante sentido del humor con diálogos ingeniosos, comedia física y gags audiovisuales bien construidos, asimismo saca provecho de la tragicomedia, es decir, la superposición de los elementos dramáticos de la historia en los momentos argumentales clave.

La serie nunca gozó de la popularidad de shows como Friends o The Big Bang Theory, y nunca se coronó con una victoria en las categorías principales del Emmy. Además, se enfrentó en distintas ocasiones a la posibilidad de una cancelación (la supervivencia de HIMYM se debe en gran medida a una aparición especial de Britney Spears que levantó los ratings en la tercera temporada), pero fue gracias a su sello distintivo que empujaba los límites de las sitcoms tradicionales rodadas en sets fijos, como se hizo de un culto fiel de seguidores.

La directora Pamela Fryman, a cargo de 196 de los 208 episodios de toda la serie, ideó este híbrido que tomaba ventaja del rodaje multicámara de bajo presupuesto y el dinamismo de la single-camera. Derivado de la gran cantidad de escenas cortas y los retos de producción que esto implicaba (decorados, cambios de vestuario, maquillaje y peluquería, entre otros), los capítulos eran filmados sin público en vivo, posteriormente, se agregaba el track de risas grabando la reacción de un grupo de espectadores a quienes se les hacía una proyección del episodio.

Finalmente, tenemos que hacer mención del extraordinario trabajo actoral del elenco principal, los personajes secundarios recurrentes y los divertidos cameos de celebridades como Katy Perry, Bryan Cranston, Jennifer Lopez o Tim Gunn, sólo por mencionar algunos ejemplos. Josh Radnor, actor y futuro director ganador del Premio del Publico en el Festival de Cine de Sundance con su ópera prima HappyThankYouMorePlease (2010), fue el elegido para encarnar a nuestro protagonista Ted Mosby, un arquitecto y romántico empedernido bastante idealista, pero poco afortunado que se encuentra en busca de «la mujer indicada». Aquí debemos hacer una mención especial al comediante Bob Saget, quien realizó la voz en off  de la versión del futuro de Ted.

Los mejores amigos de Ted (y su principal motivación para iniciar su búsqueda amorosa) son Marshall Eriksen y Lily Aldrin, una pareja que ha estado junta desde su primer año en la universidad, interpretada por los extraordinarios Jason Segel (The Muppets) de Freek and Geeks y Alyson Hannigan (American Pie), nuestra Willow en Buffy: The Vampire Slayer. A ellos, debemos sumar al favorito de todos, el playboy mujeriego y dueño de los mejores one-liners, Barney Stinson, encarnado por el multitalentoso ganador del Tony, Neil Patrick Harris, así como a la periodista y principal interés amoroso de Ted desde el primer capítulo de la serie, Robin Scherbatsky, interpretada en ese momento por una modelo con poca experiencia llamada Cobie Smulders, la futura agente Maria Hill en el MCU.

¿Cómo conoció a la madre?

Entonces, ¿cómo conoció Ted Mosby a la madre de sus hijos? Ésa no es la historia que está interesada en contar Last Forever. En efecto, en el capítulo somos testigos de la primera interacción entre Ted y Tracy McConnell bajo el icónico paraguas amarillo en medio de la lluvia. La actriz elegida para cumplir la tarea casi imposible de igualar las expectativas creadas en la mente de los fans por 9 años fue Cristin Milioti (El Lobo de Wall Street) y su personaje es exactamente todo lo que hubieses esperado de la pareja sentimental de Ted, es su vivo reflejo.

Esta elección obvia en la construcción del personaje fácilmente podría haberse convertido en manos de otra actriz en algo insufrible, considerando además que nuestro protagonista se convirtió en una caricatura lastimosa del adorable perdedor que conocimos en las primeras temporadas (algo que suele suceder con muchos de los personajes en series que claramente han rebasado su tiempo al aire), pero Milioti la interpreta con tal carisma desde su cameo en el episodio final de la octava temporada que resulta imposible no empatizar con esta nerd adorable.

Su primera interacción se da en los últimos minutos de la serie y es cercana a la perfección. La química entre Radnor y Milioti es palpable (esta fue la escena con la cual Milioti adicionó para obtener el papel), el intercambio es ingenioso y de alguna forma logra condensar las emociones y expectativas construidas en estos personajes y en los propios espectadores a través de la serie. Sin embargo, el episodio no terminó ahí.

Unos momentos después, descubrimos en un rápido montaje que Tracy enfermó gravemente de una enfermedad que no es revelada y han pasado seis años desde su fallecimiento. Luego de decir: «…y así, niños, es como conocí a su madre», Penny y Luke, los hijos de Ted, le replican que el verdadero punto de contar toda esta historia es para justificar sus sentimientos por la «tía Robin», pues su madre apenas es mencionada en la historia. Ambos alientan a su padre a llamar a Robin, pero Ted tiene una mejor idea para expresar su afecto, todas esas emociones y recuerdos que nunca desaparecieron. La serie concluye con Ted de pie bajo la ventana de Robin con un corno francés azul en sus manos, el mismo gesto romántico visto en el primer episodio.

La recepción fue mixta por decir lo menos. Hay que decir que esto ya se veía venir. La muerte de Tracy fue una de las teorías más comentadas entre los fans conforme nos acercábamos al final de la serie. Algunas escenas crípticas como el final del episodio 19 de la novena temporada llamado Vesuvius, solo alimentaron está posibilidad. Por otro lado, entre las múltiples referencias que podrían mencionarse sobre el destino final de Ted y Robin, uno de los easter eggs más curiosos son las referencias constantes a la novela favorita de Ted: El amor en los tiempos del cólera del premio Nobel colombiano, Gabriel García Márquez. Y es muy sencillo trazar los paralelismos con la historia de Florentino Ariza y Fermina Daza.

Desde una perspectiva de producción, la verdad es que Carter Bays y Craig Thomas sólo se mantuvieron firmes respecto al final que había ideado para su serie ocho años atrás. La escena previa al final, donde vemos a Penny (Lindsy Fonseca) y Luke (David Henri) reaccionar a la conclusión del relato de su padre, fue filmada en otoño de 2006 durante la segunda temporada, ante el temor de que los jóvenes actores que interpretaban a los personajes lucieran demasiado grandes para el final de la serie. Los cocreadores simplemente decidieron reutilizar ese material para finalizar la serie exactamente como querían.

Quienes defienden este final, desde el punto de vista narrativo, alegan que HIMYM se mantuvo fiel hasta su conclusión a su retrato de la realidad: las cosas no siempre suceden como uno desearía. El duelo, el fracaso y la desilusión siempre formaron parte importante del núcleo de esta historia y el concepto de un narrador no confiable es claramente establecido en el desarrollo de la serie, no sólo con la incapacidad de Ted para recordar detalles específicos sobre ciertas historias, sino que se presentan cuestionamientos directos hechos por sus hijos en las primeras temporadas sobre por qué demoraba tanto en llegar a la parte donde conoció a Tracy, poniendo en tela de juicio sus verdaderas intenciones al decidir contar estas anécdotas.

En retrospectiva, la conclusión a la que llegan Penny y Luke tiene mucho sentido y justifica el final original, pero esta decisión no fue satisfactoria para muchos fanáticos. Debemos considerar que las series de televisión se convierten en organismos con vida propia y el final grabado en 2006 pertenece a un tiempo distinto. La evolución orgánica de los personajes y la recepción de ciertos elementos de la historia por parte de los espectadores no coinciden perfectamente con ese concepto original ideado por los showrunners.

Además, se tomaron decisiones narrativas muy cuestionables. En Last Forever ocurren los siguientes acontecimientos trascendentes en orden cronológico: Ted conoce a la madre; Barney y Robin se divorcian; Marshall y Lily esperan el nacimiento de su tercer hijo; Robin se separa del grupo tras no poder lidiar con su separación y los conflictivos sentimientos que brotan al ver la felicidad entre Ted y Tracy; Barney tiene una hija y finalmente completa su transformación como personaje; Marshall se convierte en juez después de años de luchar por realizar este sueño; Ted se casa y, pocos años después, la madre fallece.

Si el plan era concluir con la resolución amorosa entre Ted y Robin, ¿era necesario pasar los primeros 22 capítulos de la novena temporada superando obstáculos para ver finalmente la boda entre Robin y Barney, solo para separarlos en los primeros minutos del siguiente episodio? ¿No era mejor invertir algunas de esas ocho horas de narración para brindarle un cierre más apropiado a nuestros queridos personajes, en lugar de arrojar los desenlaces a todas las historias centrales y secundarias en los últimos 40 minutos?

HIMYM siempre jugó con las expectativas de los fanáticos, pero el manejo de todos estos eventos —en particular, el divorcio entre Barney y Robin, y la muerte de Tracy— se sienten apresurados y forzados, más como un capricho necesario para ocultar y asegurar el giro de tuerca hasta el último episodio y no como una progresión natural del relato. Estas decisiones también vinieron a costa del retroceso en el avance de ciertos personajes y contradicen algunos de los cimientos clave que formaron parte del idea original que fue vendida a los televidentes 9 años atrás.

Esa misma noche, tras la conclusión del episodio, los creadores Craig Thomas y Carter Bays se tomaron un momento para agradecer a los fans y responder a la polémica en Twitter. Sus únicas declaraciones sobre el final en los últimos cinco años.

«En serio, no importa lo que pensaste de esta noche, GRACIAS … estuviste con nosotros. Te amamos».

«Gracias a los fans de HIMYM en todas partes por su maravillosa lealtad y espíritu de equipo. Ustedes son absolutamente los mejores. El más alto choque de cinco para todos ustedes».

La estrellas de la serie también han externado su sentir respecto al capitulo final de HIMYM, algunos salieron a la defensa de manera inmediata, otros han hablado de la conclusión de Last Forever con el paso del tiempo. A continuación, te presentamos algunas de sus declaraciones más conocidas, pero puedes ingresar en cada una de las entrevistas para conocer sus apreciaciones completas:

  • Josh Radnor: «Parte del ADN del show es que te guiaban hacia un lado y luego te sacaban de allí. Crees que estás viendo una cosa en un episodio y luego resulta que estás viendo algo completamente diferente. Creo que los giros en el final eran para para mantener eso.»
  • Alyson Hannigan: «Pareció demasiado apresurado […] como ‘ok, ahora vamos a descubrir que la madre está muerta’. Luego, de repente, ‘ok, él está con Robin ahora’, y te quedas como, ‘espera, ¿qué pasó ?'».
  • Cobie Smulders:»Ellos rodaron algunas escenas con los dos niños, las filmamos con ellos cuando eran adolescentes y ahora están en la mitad de sus veintes […] Es increíble que hayan pasado nueve años y que se haya cerrado el círculo y se les haya permitido ver su visión realizarse».
  • Neil Patrick Harris: «No fue necesariamente el final feliz que la gente esperaba […] pero Carter y Craig, los productores ejecutivos y creadores, conocían este final hace años y se habían dirigido hacia ello. Yo soy un gran defensor y un gran fan de ello».
  • Jason Segel: «Si soy totalmente honesto, nunca vi el final. Soy consciente de lo que sucedió, pero hay algo para mí acerca de dejar ese programa con puntos suspensivos. Me gusta que en mi mente aún esté vivo».

Final Alternativo

Si eres un verdadero fan de HIMYM, quizá no sea necesario decirlo, pero existe un final alternativo. Esta secuencia fue lanzada como parte del box set en DVD con todas las temporadas de la serie denominado How I Met Your Mother: The Whole Story. Esta versión termina en una nota mucho más optimista. Tracy no fallece a causa de una enfermedad terminal y es a través de la narración de Bob Saget que recapitulamos todas las conquistas y los tropiezos amorosos, todos los pequeños detalles, que derivaron en el primer encuentro entre Ted y la Madre: «Y así, niños, es como conocí a su madre».

Estimados lectores, ¿con qué versión del final de HIMYM se quedan?

Si te interesó esta nota, Cine PREMIERE te recomienda ver:
  • How I Met Your Mother (2005-2014)
  • Friends (1994-2004)
  • Buffy: The Vampire Slayer (1997-2003)

Redactor de Cine PREMIERE y colaborador de Otaku-shi

Ver comentarios

Comentarios Comentarios