Revsita del Mes Suscríbete
Mapa interactivo Entra y explora
CP96 – Eso, sólo en América

Hablamos de It (Eso) y Barry Seal, sólo en América

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Columnas REVISTA

La Canción de Ana

Por:

06-01-2009

Cuando, el 12 de octubre de 1997, John Denver murió a causa de un avionazo yo era otro y la lluvia caía tupida sobre lo que entonces era el D.F. De Denver sabía poco y ahora no sé mucho más. Sabía que era el rubio que actuaba en ¡Oh, Dios Mío! (Oh, God!), de 1977, […]

Cuando, el 12 de octubre de 1997, John Denver murió a causa de un avionazo yo era otro y la lluvia caía tupida sobre lo que entonces era el D.F. De Denver sabía poco y ahora no sé mucho más. Sabía que era el rubio que actuaba en ¡Oh, Dios Mío! (Oh, God!), de 1977, película que de pequeño y hasta donde recuerdo, me gustaba mucho, y que lo suyo era sobre el todo country y que tenía voz aguda y aterciopelada. Ayer su cara me vino a la mente porque por pura casualidad escuché su hermosa Annie’s Song en el café de la esquina, y creo que también porque hace demasiado frío en Berlín y cuando eso pasa a uno le da por pensar en las cosas más extrañas.

Recordé entonces también que P.J. Hogan se había robado dicha canción para la que es mi secuencia favorita de My Best Friend’s Wedding, por demás digna de vitorearse hasta el cansancio, y entonces me puse a buscarla hasta dar con ella. Aquí se las dejo:

Y aquí está la canción original, pretexto más que suficiente para concluir que el avión de Denver no cayó, como dicen, en la bahía de Monterey, sino que se perdió en el firmamento hasta terminar aterrizando en el cielo:

Y, para los que todavía no ubican a Denver, aquí uno de los diálogos más salvables que establece con el inolvidable George Burns -es decir, Dios-, en la cinta antes mencionada:

Annie’s Song o una fórmula para contrarrestar los días aciagos de enero.

 

6- Un marino y un galeno son buenos amigos y corren aventuras al mando de un chaparrito con ganas de conquistar el mundo. Es una saga sin terminar.

mm

Clara Itzel es una comunicóloga junkie de los animales, TV, cine, libros, tatuajes, pop culture, té & café. La pueden seguir en instagram (@MissClaraItzel) y leer en ElMoodRandom.com

Notas relacionadas

Comentarios