Revsita del Mes Suscríbete
Podcast de Cine PREMIERE #151 – El primer overlord en Hill House

The Haunting of Hill House, El primer hombre en la luna y Overlord.

November 2018

Suscríbete a la revista Media Kit

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

CRÍTICAS Cine

La chica en la telaraña – Crítica

Calificación Cine PREMIERE: 3
Calificación usuarios: 4
Votar ahora:

Por:

09-11-2018

La retraída Lisbeth Salander, de la perturbadora serie Millenium, es confeccionada como heroína de acción. Ahora está en una versión fílmica donde sencillamente no pertenece.

Título original: The Girl in the Spider's Web
Año: 2018
Director: Fede Alvarez
Actores: Claire Foy, Lakeith Stanfield, Cameron Britton
Fecha de estreno:09 de November de 2018 (MX)

Además de haber sido un rotundo éxito literario, la trilogía de novelas policiacas Millenium del autor sueco Stieg Larsson obtuvo versiones fílmicas en su propio país. Las películas homónimas Los hombres que no amaban a las mujeres (2009), La chica que soñaba con una cerilla y un galón de gasolina (2009) y La reina en el palacio de las corrientes de aire (2009) fueron protagonizadas por Noomi Rapace como la hacker Lisbeth Salander y Michael Nyqvist en el rol del periodista Mikael Blomkvist de la ficticia revista Millenium.A pesar de correctas, eficaces y estremecedoras como sus contrapartes escritas –y de haber recibido diversos premios y reconocimientos–, la notoriedad alcanzada por la serie condujo a la inevitable realización del remake en inglés. La chica del dragón tatuado (2011) pretendía ser el inicio de una nueva camada. Aquella película fue protagonizada por Rooney Mara y Daniel Craig en los papeles principales, bajo la dirección de David Fincher.

Para entonces, Noomi Rapace ya coprotagonizaba Sherlock Holmes: Juego de sombras (2011) de Guy Ritchie y filmaba Prometeo (2012) de Ridley Scott.

la chica en la telaraña

De izquierda a derecha: Lakeith Stanfield, Claire Foy,  Sverrir Gudnason y Cameron Britton en La chica en la telaraña.

Stieg Larsson murió de un ataque cardiaco a los 50 años de edad a finales de 2004 y sus tres novelas de Millenium, que había sido concebida como un serial de diez libros, se publicaron de forma póstuma. La editorial Norstedts förlag encomendó continuar Millenium al autor y periodista especializado en crimen David Lagercrantz, quien a la fecha ha entregado dos novelas, publicadas en 2015 y 2017. La adaptación cinematográfica de la primera de ellas, La chica en la telaraña, fue encomendada al realizador uruguayo Fede Álvarez, quien hace un par de años entregó el estupendo filme No respires (2016).

Con un nuevo reparto, tenemos ahora la tercera encarnación de Salander y Blomkvist, ahora interpretados por Claire Foy –la Reina Elizabeth II en The Crown– y Sverrir Gudnason. Pero no nos preocupemos por él, ya que su Mikael es apenas un personaje secundario en esta nueva entrega.

Los sórdidos temas de abuso infantil, corrupción, secuestros, asesinatos y complejas redes criminales siguen estando presentes. La historia abunda en el doloroso pasado de la infancia de Lisbeth, que ahora como adulto debe enfrentar.

La película le pertenece a Foy como absoluta protagónica, con una apropiada actuación de la solitaria y antisocial mujer, muy a pesar de haber heredado una versión magnificada e incongruente de Lisbeth.

la chica en la telaraña

Fede Álvarez (No respires) nos presenta a Lisbeth Salander recargada de adrenalina, que más bien pertenece a una película de espionaje internacional.

Álvarez entrega al público una película con una admirable manufactura en todos los aspectos técnicos, incluyendo la fotografía y las bien llevadas secuencias de acción. El problema es que la cinta nos presenta a una Lisbeth Salander recargada de adrenalina, que más bien pertenece a una película de espionaje internacional –con todo y autos deportivos, exóticos vestuarios y funestos villanos megalómanos– y no a Millenium.

La “nueva” Lisbeth está en un punto entre la Nikita de Luc Besson y el James Bond de Daniel Craig. Sobre este último, hay al menos dos clarísimas similitudes. Una escena de intoxicación que se resuelve al estilo de Casino Royale (2006) y el regreso a un hogar de la niñez, con situaciones que remiten a 007: Operación Skyfall (2012).

La película cuenta con espectaculares explosiones y escapes en motocicleta, que desde el lanzamiento del trailer fueron señaladas por los lectores como ausentes en la novela. Hay además, una serie de inconsistencias, excesos y resoluciones gratuitas lo largo de la trama, que por momentos pueden llevar incluso al humor involuntario.

Como ejercicio de estilo, el filme de Álvarez funciona. Sin embargo, carece de la insólita personalidad de la saga literaria de la que pretende emanar.

Cinéfilo incorregible. Coleccionista de juguetes de películas. Fundador y conductor de @CinemaNET. Colaborador en Efekto Noticias y Filmmen. Escribe en Cine PREMIERE desde el 2002.

Opinómetro

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

También podría interesarte:

Comentarios