Buscador
Suscríbete a la revista
Listas

Películas y series que rompen la cuarta pared

03-08-2020, 2:19:56 PM Por:
Películas y series que rompen la cuarta pared

Aquellas escenas de las películas y series de TV que nos hacen partícipes del historia cuando se dirigen a nosotros como audiencia.

Romper la cuarta pared es un recurso en la realización fílmica y televisiva al que muchas de nuestras películas y series han recurrido. Esta técnica consiste en ignorar aquella pared invisible que divide a lo que sucede en la pantalla con la audiencia y dirigirse al espectador directamente. El propósito de este recurso usualmente es para interactuar o agregar algún elemento de la trama.

Existen incontables momentos en los que un personaje real o animado se ha dirigido a nosotros, empezando por programas infantiles como Dora La Exploradora que constantemente hacía a los niños partícipes de lo que sucedía en el programa. Sin embargo, muchos de aquellos momentos en los que la cuarta pared se rompe han pasado a convertirse en icónicos para los fanáticos de dichas películas y series.

Para ejemplificar claramente este rompimiento, tenemos por un lado los falsos documentales, que son cintas o series de ficción que simulan la realización documental en forma de parodia o sátira y en las cuales intencionalmente los personajes brindan sus testimonio al espectador e interactúan con la cámara.

Estos son algunos ejemplos de falso documental muy exitosos y que rompen eficazmente la cuarta pared:

This is Spinal Tap (1984)

Este memorable falso documental sigue a una banda inglesa de heavy metal llamada Spinal Tap que se encuentra de gira por Estados Unidos, por lo que un cineasta estadounidense decide documentar el paso de la banda por el país. La gira se llena de complicaciones y las cosas no salen como esperaban, pero la cinta no deja de llenarnos de momentos divertidos.

Waiting for Guffman (1996)

Christopher Guest cuenta con un amplio legado de películas de falso documental, de las cuales podemos rescatar Waiting for Guffman, la cual dirige y protagoniza. En ella vemos a un aspirante a director de una producción musical en un pequeño pueblo de Missouri que documentan su emoción cuando se enteran de que alguien de Broadway estará presente en su función.

Corky St. Clair es el personaje principal que realmente sabe cómo interactuar con la audiencia.

The Office (2005 – 2013)

The Office sigue a los empleados de una compañía papelera llamada Dunder Mifflin a través de diversos años con el fin de tener un documental sobre el oficinista americano. La icónica serie de comedia tiene momentos sumamente divertidos cuando los personajes dan su testimonio ante la cámara, pero sin duda ninguno se siente tan personal como cundo Jim, el personaje de John Krasinski, mira directamente a la cámara en momentos cruciales.

Parks & Recreation (2009 – 2015)

De los mismos creadores de The Office llegó Parks & Recreation, un falso documental que documenta todas las ocurrencias de Leslie Knope y su equipo de trabajo en el departamento de parques y recreación del pueblo de Pawnee. Parks es muy similar a The Office en la temática pero muy diferente en el humor, pero algo que hace la hace muy similar a la anterior es que también juegan con la mirada a la cámara.

Modern Family (2009 – 2020)

La exitosa serie documenta los altos y bajos de una familia americana que pasa por todo tipo de ocurrencias, pero que al final nos deja muy buenas enseñanzas. A lo largo de la serie, los personajes interrumpen los sucesos para darnos sus testimonios y experiencias.

Algunos de los momentos más divertidos de la serie son los testimonios y las interacciones con la cámara de Phil Dunphy.

Por otro lado, en las películas y series de ficción han existido momentos en los cuales los personajes rompen la cuarta pared de manera espontánea y a nosotros como espectadores nos toman por sorpresa y nos hacen partícipes de lo que está sucediendo en la pantalla. Parecería un recurso extraño, pero creemos que hay ocasiones en las que realmente funciona y le da un toque divertido.

Por lo tanto, a continuación te presentamos algunos de esos fragmentos de rompimiento de la cuarta pared en el cine y la TV que consideramos como los mejores y los más memorables.

Malcolm el de enmedio (2000-2006)

En el icónico programa de los 2000, Malcolm a menudo hablaba directamente con la audiencia, dirigiéndose a ellos muchas veces a lo largo de un episodio.

Malcolm se dirigía a los espectadores como si fueran una página en su diario, pasando por lo que sea que sucediera en su vida en ese momento. Configurando un episodio de esa manera, pero también comentando escenas durante todo el espectáculo dirigiéndose directamente a la cámara.

Fight Club (1999)

La adaptación de David Fincher de la novela de Chuck Palahniuk es una de las películas más memorables de los últimos tiempos, misma que usa la narración de Edward Norton para conducir la película, por lo que había momentos en los que el narrador se refería a la cámara para contar o explicar ciertos aspectos de la cinta.

Día de pinta (1986)

Ferris Bueller es un protagónico que durante toda la cinta se dirige a la cámara para involucrar al espectador en sus ideas, pensamientos y hazañas mientras se da un día de pinta de la escuela tras fingir sentirse enfermo.

Desde el inicio de la cinta Bueller ofrece un monólogo dirigido a la audiencia en todo momento, mismo con el que entendemos las razones por las cuales no asistirá a clases. Además, la escena poscréditos de la cinta nos vuelve protagónicos en una invitación a retirarnos. Esta última es tan memorable que incluso fue recreada por Ryan Reynolds en Deadpool.

Doctor Who (2005 – )

A pesar de no recurrir constantemente a romper la cuarta pared, a los diversos Doctores que hemos conocido les gusta dirigirse directamente a su audiencia de vez en cuando. No es algo que se hace en cada episodio, y puede ser bastante raro que esto se haga, pero sin duda le ha agregado un toque de picardía al emblemático personaje.

Aquí vemos al Doctor número 12 interpretado por el actor Peter Capaldi que en algún momento de esta escena, se refiere ante la audiencia previo a salvar el momento.

High Fidelity (2000)

Esta comedia romántica es una adaptación del libro del mismo nombre de Nick Hornby y sigue al personaje de John Cusack, Rob Gordon, en su búsqueda para comprender su mala historia con las mujeres.

La película está llena de referencias a la música, misma de la cual Robbie Gordon habla constantemente con la audiencia, además de contar su vida en general.

Deadpool (2016)

Deadpool no sería lo mismo sin esos momentos que rompen la cuarta pared. Ambas cintas enfocadas en el antihéroe de Marvel han hecho de este recurso algo simbólico que vuelve la cinta mucho más divertida de lo que sería sin ello.

Deadpool casi siente que él es el que dirige su propia película y esto funciona a la perfección.

Fleabag (2016-2019)

Durante casi toda esta serie escrita y protagonizada por Phoebe Waller-Bridge, su personaje de Fleabag rompe constantemente la cuarta pared al interactuar con la audiencia para agregar comentarios graciosos, algo que no pueda decir en voz alta o simplemente para reglarnos alguna mirada.

Entre los diversos momentos en los que esto ocurre, probablemente el más gracioso es éste de la temporada dos cuando el personaje de Hot Priest interpretado por Andrew Scott se da cuenta de esa tendencia que tiene Fleabag por voltear a la cámara.

Annie Hall (1977)

Una de las cintas más memorables de Woody Allen tomó el concepto de dirigirse a la audiencia y la cuarta pared que fue tan bien aplicada que incluso lo hizo acreedor del Óscar a Mejor director y Mejor película de ese año. En Annie Hall, somos testigos de un total narración que adopta este estilo y desarrolla al personaje alrededor de ella.

Yo, Tonya (2017)

En la cinta biográfica de la patinadora Tonya Harding a quien Margot Robbie da vida, existen varios momentos en los que se interrumpe lo que esté sucediendo para referirse a la audiencia al agregar comentarios divertidos o complementarios a las acciones que estamos viendo en pantalla.

Un ejemplo es el siguiente cuando Tonya se encuentra entrenando con Diane Rawlinson y ambos personajes voltean a la cámara para regalarnos unas palabras.

House of Cards (2013 – 2018)

En la primer serie original de Netflix, el momento en que Frank Underwood primero se dirige a la cámara y se dirige directamente a la audiencia es una gran sorpresa en House Of Cards. La ruptura de la cuarta pared fue rara en un espectáculo tan serio como este, abordando la política al más alto nivel.

Sin embargo, tener a Frank dirigiéndose a la cámara, revelando al público exactamente lo que realmente estaba sintiendo o esperando lograr, creó una gran conexión, dando a los espectadores la sensación de que estaban en sus decisiones con él.

Goodfellas (1990)

La película de mafiosos de Martin Scorsese es una cinta intensa que juega constantemente con la idea del cine, desde la forma en que se filmó hasta su edición. Aquí la narración del personaje de Ray Liotta sirve para adentrarnos aún más en el mundo y, sobre todo, en la psique de un mafioso.

Sin embargo, el momento más claro de rompimiento de la cuarta pared, sucede en la última escena. Cuando Henry Hill hace un trato con la justicia al delatar a sus antiguos socios, se dirige a la cámara y explica cómo será su vida a partir de ese momento. Luego, la película hace un homenaje a The Great Train Robbery, donde Joe Pesci le dispara a la audiencia directamente.

Funny Games (2007)

La adaptación de Michael Haneke de la cinta alemana puede que no sea del gusto de todos por el alto grado de violencia que incluye, pero el uso de la cuarta pared es sumamente efectivo.

En esta versión estadounidense, el personaje de Michael Pitt mira repetidamente a la cámara y se dirige a la audiencia, esencialmente preguntando su opinión sobre lo que piensan sobre los diferentes aspectos de la película y su progreso.

Peep Show (2003 – 2015)

La icónica serie de comedia británica llevó la ruptura de la cuarta pared a un nivel completamente diferente. En Peep Show, los personajes miran constantemente a la cámara directamente. Todo el espectáculo es un interruptor de la cuarta pared.

La idea detrás de este recurso era que el público sintiera que realmente estaba dentro de la cabeza del personaje. Por eso constantemente brindan sus pensamientos para que el público pueda escucharlos, realmente desglosando las cosas que condujeron a una comedia increíble.

Bill & Ted’s Bogus Journey (1991)

Probablemente en las películas de Bill & Ted no sería algo memorable o trascendental el recurrir al rompimiento de la cuarta pared. No obstante, en esta segunda parte de las aventuras del divertido dúo interpretado por Alex Winter y Keanu Reeves, ambos personajes se dirigen a la audiencia simulando que ésta es Dios y eso fue suficiente para recordarlo hasta el final del filme.

American Psycho (2000)

American Psycho es una sátira sobre el mundo de los negocios y cómo se decreta el tener éxito en Estados Unidos siendo un psicópata y estar dispuesto a perder la cabeza.

Patrick Bateman, el personaje de Christian Bale, nos lleva a lo largo de toda la cinta en su día a día donde nos explica su estilo de vida y demás mirando fijamente a la cámara. La ruptura de la cuarta pared es realmente necesaria en esta película para entender lo que está sucediendo dentro de la cabeza de Bateman; el contraste de revelar al público sus verdaderas emociones y pensamientos junto con su actitud hacia su entorno lo vuelve una cinta muy interesante de ver.

cine cuarta pared tv
mm Amante de las películas que te dan la mano para que entres y vivas en ellas. Mis directores favoritos son Wim Wenders y Yorgos Lanthimos, pero me la vivo viendo Derry Girls.
Suscríbete al Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Comentarios