Revsita del Mes Suscríbete
CP100 – El cien

¡100 episodios!

Octubre 2017

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Cine CRÍTICAS

Cuentos que no son cuento

Calificación Cine PREMIERE: 3
Calificación usuarios: 0
Votar ahora:

Por:

04-01-2009

Una divertida comedia de aventuras, que toda la familia puede disfrutar.

  • Título original : Bedtime stories
  • Año : 2008
  • Director : Adam Shankman (Hairspray)
  • Actores : Adam Sandler, Guy Pearce
  • Fecha de estreno : 1 de enero

Sucede con demasiada frecuencia y es un error: cada película que vemos, la intentamos medir con la misma regla que las demás. Olvidamos que mientras algunas se deben ver con ojos artísticos, enfocados a la estructura, a los giros dramáticos, a los logros técnicos de la cinematografía… otras simplemente se deben ver sin olvidar para quién están hechas y cuál es su intención primaria.

Cuentos que no son cuento, con todo y su desafortunado título en español, difícilmente se llevará algún galardón en la próxima temporada de premios. Su trama, sobre un hombre que descubre que los relatos que les cuenta a sus sobrinos antes de dormir se vuelven realidad, tampoco es original. Además, los chistes son simples y la historia tiene uno que otro hueco. Pero todo eso es absolutamente irrelevante. Lo importante es que –tal vez influenciado un poco por las risas infantiles alrededor de la sala–, fue difícil dejar de sonreír a lo largo de la función y sus 95 minutos de duración.

A diferencia de otros filmes de corte fantasioso infantil, da gusto encontrar que Adam Shankman, el director, no centra su historia alrededor de los efectos especiales o mitologías épicas con criaturas de nombres impronunciables. Le apuesta a las interpretaciones cómicas y las historias de caballeros, doncellas y vaqueros, además de reunir a un reparto notable para un filme de esta índole. Desde Guy Pearce (Amnesia), como el malévolo villano del cuento, hasta Keri Russell (Recetas de amor) –encantadora como siempre–, y Adam Sandler, cuyas típicas locuras afortunadamente están controladas y canalizadas para el bien del filme. El único que resulta desaprovechado es el cómico británico Russell Brand (Cómo sobrevivir a mi ex) quien, aún con sus pocas intervenciones, es uno de los elementos que más risas arranca.

Al final lo que importa de una película así, y en lo que debemos centrar nuestra atención, es que es exitoso en lo que se propuso lograr: convertirse en un filme para pasar un buen rato con la familia y reírse un rato con chistes bobos y simplones. Nada menos, nada más.

mm

Stanley Kubrick alguna vez dijo "Para tener una visión más amplia, no sólo vean cine bueno, también el malo" obvio le hice caso en lo segundo y es muy divertido.

Opinómetro

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

Comentarios