Revsita del Mes Suscríbete
CP100 – El cien

¡100 episodios!

Octubre 2017

Suscríbete a la revista

Síguenos Social

Suscríbete al Newsletter Newsletter

Recibe las mejores noticias de cine, series, trailers y críticas

Cine CRÍTICAS

Shame Deseos culpables

Calificación Cine PREMIERE: 4
Calificación usuarios: 0
Votar ahora:

Por:

15-03-2012

Steve McQueen logra provocar sentimientos y debates que pocos filmes consiguen.


  • Título original : Shame

  • Año : 2011

  • Director : Steve McQueen (Hunger)

  • Actores : Michael Fassbender, Carey Mulligan

  • Fecha de estreno : 16 de marzo de 2012

 El guionista/escritor, Nick Hornby escribió que el sexo era un derecho humano que no tenía que estar sujeto a los sentimientos. Brandon, protagonista de Shame, un oficinista adicto a las relaciones carnales, toma al pie de la letra esta premisa y deambula por las calles y el metro de Nueva York en busca de satisfacer sus instintos básicos: para él, el sexo es bestial, una condena para liberarse de una vida sin metas a largo plazo.

Llamarlo adicto es un extremo: no halla éxtasis, es un ritual de dolor. Esta ambigüedad nota una similitud con Psicópata americano que va más allá de retratar a Nueva York como una Sodoma moderna: sus protagonistas no se catalogan como amorales, son antihéroes que no encuentran un lugar en el mundo y sus placeres mundanos son un resquicio microscópico de paz.

La película Shame no es una obra enfocada en el morbo, ni en la lujuria visual, el director Steve McQueen toma el voyeurismo fílmico bajo un plano mucho más espiritual y persuasivo. Este cineasta británico, con su segunda cinta (su ópera prima, Hunger, es de las mejores películas filmadas en los últimos cinco años) comienza a dar tintes de autor moderno gracias a elementos que forjan un estilo palpable como sus planos secuencias estéticos y sobre todo, una exigencia enfermiza de sus actores: Michael Fassbender y Carey Mulligan son perfectos para encarnar la dinámica tan interesante de estos hermanos, y la escena en que ella canta “New York, New York” es un reflejo de talento natural y redención.

La polémica del filme no se estipula por los tabús o las desnudos frontales, es por la imprecisión con la que concluye, por dejar una estela de debate interno que rondará por días en tu cabeza. Muy pocas películas logran tal sentimiento y Shame es una de ellas.

Opinómetro

Opiniones de los usuarios

Notas relacionadas

Comentarios